El gran crecimiento de autónomos afiliados en los meses de verano está asociado a los negocios que solo abren durante la temporada turística. | lozano

7

Los afiliados que trabajan por cuenta propia en Baleares aumentan a un ritmo 12 veces superior a la media estatal en lo que va de año. En concreto, de diciembre a septiembre de este año el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) ha ganado 10.458 afiliados en las Islas, al pasar de 86.002 a 96.460, lo que se traduce en un incremento del 12,2 %, el más elevado del Estado, donde el aumento medio es del 1,7 %. Así se desprende de los datos facilitados por la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA).

Estos datos revelan que el elevado crecimiento de trabajadores por cuenta propia en Baleares está ligado a la temporada turística ya que, por sectores, el mayor crecimiento porcentual en los primeros nueve meses del año fue el registrado en hostelería, de un 26,5 %. En septiembre de este año había 13.898 afiliados autónomos, casi 3.000 más que a finales de 2017. En cambio, en comparación con el mismo mes del año pasado, se registró un descenso ya que en septiembre de 2017 había poco más de 14.000 trabajadores por cuenta propia en el sector de la hostelería. De ahí, que este incremento de autónomos esté relacionado con la temporada alta y, por tanto, la de mayor actividad económica en las Islas.

Sobre este aspecto hay que tener en cuenta que en las Islas hay muchos negocios de temporada, especialmente en las zonas costeras. Por este motivo hay trabajadores que se dan de alta como autónomos solo los meses que permanecen abiertos sus negocios. Se trata, sobre todo, de restaurantes, bares y/o chiringuitos, aunque también existen casos similares en otros sectores, caso del comercio. Precisamente el sector del comercio es el que cuenta con más autónomos afiliados en Balears, casi 21.000 en septiembre de este año, una cifra ligeramente inferior a la de un año antes pero superior a la de diciembre del año 2017, en casi 3.000 afiliados más. Y es que en este sector ocurre algo similar que la hostelería ya que existen muchos establecimientos que solo permanecen abiertos durante la temporada turística.

Por otra parte, si bien el total de autónomos de alta varones era casi el doble que las altas de mujeres en septiembre, 62.234 frente a 34.224, en los nueve primeros meses del año el crecimiento porcentual fue superior entre las mujeres (14,8 %) que entre los hombres (10,8 %). En comparación con septiembre de 2017, el aumento fue similar, del 2 %.