La consellera celebra el superávit con el que concluyó el ejercicio. | Redacción Local

6

La consellera de Hacienda y Administraciones Públicas, Catalina Cladera, ha presentado la cuenta general de Baleares del año 2017 y ha celebrado que la región cerrase el año con un superávit de 103 millones de euros, un 0,34 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB).

«Es lo que nos ha confirmado el Estado y este Govern ha tenido claro desde el primer día que en todos los presupuestos queremos mejorar la vida de los ciudadanos consiguiendo progreso y repartiendo mejor la riqueza», ha apuntado en el pleno de este martes en el Parlament.

Asimismo, ha recordado que estos datos ya fueron comunicados en una Comisión de Hacienda y ha explicado que estas cifras, que ha calificado de «objetivamente buenas», «no se han modificado desde entonces».

En concreto, ha insistido en que se trata de cifras que «cumplen con las reglas fiscales del Estado», en cuanto a deuda, déficit, pago a proveedores y techo de gasto.

En esta línea, ha afirmado que el superávit «se ha reflejado en los presupuestos y en el crecimiento económico experimentado» y ha asegurado que Baleares «ha conseguido progresar y repartir mejor su riqueza».

Por su parte, el diputado del PP Antoni Camps ha criticado que el Govern haya contado con «margen suficiente para aplicar reducciones fiscales» y no lo haya hecho.

«Estamos en cifras récord, muy por encima de la previsión del Govern y cerraremos 2018 con superávit también, por lo que la liquidación confirma lo que ya dijimos, que había margen para una reducción de la presión fiscal», ha añadido.

En esta línea, ha acusado al Ejecutivo balear de ser «un Govern de incompetentes y de personas incapaces de ejecutar su propio presupuesto» ya que, a su juicio, teniendo el dinero para hacerlo, «su incompetencia hace imposible que hagan aquello que deberían».

En respuesta a esto, Cladera ha instado al diputado 'popular' a «reconocer que son unos datos buenos y retirar lo que ha dicho» y ha asegurado que «es inútil» hablar con él porque «no cambia ni una coma de su discurso y no quiere entenderlo por mucho que se le explique».

«Defiende mucho la regla de gasto pero no la entiende porque si bajamos los impuestos, automáticamente baja el gasto y la propuesta fiscal que ha presentado el PP este año bajaría directamente 200 millones de euros el gasto para 2019», ha detallado.

Por ello, ha pedido a los 'populares' que dejen de ser «demagógicos» y no pidan «una bajada de impuestos» porque «la clase media sí se puede beneficiar ya de estas deducciones fiscales impulsadas por el Govern».

Por otro lado, el diputado de Podemos Carlos Saura ha felicitado al Ejecutivo autonómico por la labor realizada y ha asegurado que han conseguido «satisfacer los objetivos de déficit», así como «incrementar el gasto en la mayoría de las partidas presupuestarias».

«Hemos conseguido que el crecimiento económico se pueda reinvertir en las mayorías sociales y progresistas y sabemos que si hubiese gobernado el PP estas mejoras no hubiesen sido posibles», ha determinado.

Además, se ha mostrado sorprendido por la reacción del PP ya que, a su juicio, «cualquier partido se tendría que alegrar de que haya buenas noticias en este sentido», por lo que ha acusado a los 'populares' de hacer «populismo fiscal».

También, el diputado de MÉS per Mallorca Antoni Reus ha insistido en que si se bajan los impuestos por valor de 300 millones de euros, esos cambios normativos van a disminuir la regla de gastos».

De este modo, ha considerado «más importante» incrementar el número de efectivos en educación, sanidad y consellerias y ha celebrado que «el porcentaje de subida del presupuesto de estos años haya ido muy por encima del porcentaje de subida del PIB» ya que, según ha señalado, «eso quiere decir que la recuperación económica se pone al servicio de los ciudadanos».

En cuanto a MÉS per Menorca, su diputado Josep Castells ha lamentado que la oposición «tampoco esté contenta cuando se reduce el déficit» y ha insistido en que «lo importante son los datos de ejecución y el porcentaje que ha sido capaz de realizar el Govern con respecto a los presupuestos».

«Lo que está claro es que cuando se hace un presupuesto lo que es importante es no gastar más de lo que se ha ingresado y no ingresar menos, es de lógica pura», ha añadido.

El portavoz de El PI, Jaume Font, ha afirmado que la consellera «se irá feliz porque ha cumplido» pero «en realidad no ha cumplido porque Salud y Educación siguen necesitando más dinero».

Asimismo, ha señalado que desde Podemos estarán «contentos» con la contabilidad pero, a su juicio, «la empresa y la cooperativa están sufriendo», por lo que ha pedido «más ayudas» para estos.

Por otro lado, el portavoz de Ciudadanos, Xavier Pericay, ha advertido al Govern de que, según datos de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), Baleares es una de las cuatro comunidades autónomas donde «el riesgo de incumplimiento de gasto para 2018 es más alto».

«Esto lo dice una institución independiente a la cual han acudido siempre para justificar que todo iba bien pero ahora dicen que hay peligro», ha explicado.

Por último, el portavoz del PSIB, Andreu Alcover, ha acusado a la oposición de acudir al Parlament a «atacar con argumentos que no tienen ni pies ni cabeza» y ha criticado que «intenten sacar punta a la mejor liquidación de la historia presente de un presupuesto».

«Hemos mejorado todo y va y nos ataca y tilda este Govern de incompetente cuando ejecuta mejor gasto que el gobierno del líder del PP en Baleares, Biel Company», ha concluido.