Conocer el origen de la personalidad en los peces es muy relevante para mantener las poblaciones estables y garantizar la salud de todo el ecosistema marino. | Josep Alós

12

Con la campaña del ‘raor’ a la vuelta de la esquina –en Baleares se permite la pesca de esta popular especie a partir del 1 de septiembre– cobra relevancia el trabajo de un grupo de expertos preocupados en arrojar luz sobre las diferencias de comportamiento entre ejemplares, los cuales tienen rasgos de personalidad contrastados como la agresividad, la sociabilidad o el atrevimiento.

De este modo, un nuevo equipo liderado por el experto en comportamiento de peces y ecología cuantitativa, el doctor Josep Alós del grupo de Ecología de peces del Instituto Mediterráneo de Estudios Avanzados (IMEDEA), se ha puesto manos a la obra para averiguar, entre otros, por qué algunos ‘raors’ se despiertan a la salida del sol, y otros, más «perezosos» prefieren hacerlo al mediodía; igual que las personas.

Algunos indicios señalan que las diferencias individuales en el cronotipo de estos peces son innatas y están integradas en su código genético, y lo mismo ocurre con otros rasgos de la personalidad. El porqué de estas diferencias es un misterio pero se trata de información muy relevante para definir la dinámica de la población, explican desde el IMEDEA.

El estudio del comportamiento de los peces un reto extremadamente complejo, y por ello han unido esfuerzos científicos del mencionado organismo con expertos en el manejo y desarrollo de proyectos en laboratorio de peces del Laboratorio de Investigaciones Marinas y Acuicultura del Govern Balear (LIMIA). A estos se han añadido expertos en el campo de la cronobiología y la fisiología animal del Laboratorio de neurofisiología del sueño y de los ritmos biológicos de la Universidad de las Islas Baleares (UIB).

Para ello se utilizarán sistemas no invasivos de vigilancia continua de la vida diaria del ‘raor’, como si se tratase de un “gran hermano” que vigilará un grupo de peces bien identificados. Se diseñarán acuarios experimentales que permitirán a los peces desarrollar su vida normalmente (y expresar su personalidad) en un ambiente controlado, a la vez que diferentes cámaras recogerán y analizarán en todo momento su comportamiento durante varias semanas.

Este nuevo equipo de estudio multidisciplinar denominado Chronofish cuenta con financiación de una Acción Especial R+D+I del Vicepresidencia y Conselleria de Innovación, Investigación y Turismo del Govern Balear, cofinanciado con Fondos Europeos FEDER, y permitirá contratar a un biólogo para que inicie su carrera investigadora en este interesante campo.

En relación con el campo de la pesca, está demostrado que ‘pican’ más los ejemplares más madrugadores y atrevidos, tanto en la pesca recreativa como en la que se realiza a mayor escala.

De este modo, se cree que si desaparecieran los peces más vulnerables o con «más números» de morder el anzuelo, se pondría en riesgo su población, que se volvería sedentaria y circunscrita a unas pocas áreas, con lo que aumentaría su riesgo de extinción.

De este modo, explican los expertos, conocer el origen de la personalidad en los peces es no solo muy relevante para mantener las poblaciones de peces estables y poder así seguir disfrutando de actividades tan populares como la pesca del ‘raor’ en las Islas, sino para garantizar la salud de todo el ecosistema marino.