El ministro Juan Ignacio Zoido, junto a Maria Salom y Germán López Iglesias, ha presentado el plan Turismo Seguro en Palma. | A. Sepúlveda

16

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha presentado este jueves en Palma el plan Turismo Seguro 2018, acompañado de la delegada del Gobierno en Baleares, Maria Salom, y el director general de la Policía, Germán López Iglesias. El ministro ha asegurado que dicho plan ha sido ideado para «incrementar la seguridad ciudadana en las zonas de mayor afluencia turística».

En rueda de prensa, Juan Ignacio Zoido ha detallo los objetivos de dicho proyecto, entre los que ha destacado «el incremento de la vigilancia en vías de comunicación urbana, hoteles y aeropuertos o el refuerzo de las medidas de seguridad en espectáculos y acontecimientos». El fin último, ha subrayado, es «prevenir la delincuencia y mejorar la seguridad para visitantes extranjeros como nacionales».

Para ello, entre otras cosas, se agilizarán los trámites de las oficinas de denuncia. Con el objetivo de dar cumplimiento a este plan, el ministro ha confirmado que va a ordenar la ampliación de las plantillas policiales para garantizar la presencia agentes en las zonas de alta concentración turística.

Zoido ha insistido en que España «es un país muy seguro, aunque el Gobierno quiere que lo sea aún más».

Durante su visita a Palma, el ministro de Interior también ha tenido palabras para ETA tras el anuncio de su disolución. Así ha asegurado que «el Gobierno va a mantener la política antiterrorista que nos ha llevado a todos a que ETA asuma su derrota. No va a haber impunidad, los crímenes se van a seguir investigando y los terroristas con causas pendientes van a seguir siendo buscados. No habrá impunidad ni blanqueo de la sanguinaria historia de ETA».