La juez decana alerta de que la falta de personal en Violencia sobre la Mujer dificulta atender órdenes de protección

| Palma |

Valorar:

La juez decana de Palma, Sonia Vidal, ha alertado este jueves de que la situación «normal» en el Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 ya es «excesiva» por lo que, ante las bajas y vacantes sin cubrir, se arriesga a «disfunciones graves» como no poder atender órdenes de protección.

Así se ha expresado en declaraciones a los medios desde el patio de la Audiencia Provincial de Baleares, donde ha manifestado que esperan que en «un muy breve plazo de tiempo» pueda solventarse esta situación.

El Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB) anunció este miércoles que el Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Palma ha sido temporalmente suspendido de reparto de las guardias. Según ha indicado Vidal, el Juzgado cuenta con una plantilla de diez funcionarios, pero de éstos faltan cuatro en el área penal -tres han cambiado de destino y uno está de baja-, que debería contar con al menos seis efectivos.

Otro de los riesgos por la falta de personal es no poder atender trámites sobre situación de presos, como peticiones de libertad o de prisión. La juez decana ha remarcado el peligro que suponen estas disfunciones ante la delicada naturaleza de los asuntos que gestiona este Juzgado.

Vidal ha explicado que la suspensión del reparto sólo afecta a la entrada de asuntos desde la guardia, que será asumida por el Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 2 y por los de Instrucción. Éstos, que normalmente se encargan de las tardes y fines de semana, se harán cargo de los detenidos de la mañana.

Desde el punto de vista de Vidal, es la solución menos gravosa, aunque «evidentemente» supone una «sobrecarga» para el número 2. Además, ha advertido que con la temporada estival aumenta de forma significativa el trabajo en los Juzgados.

La dotación prevista ya es insuficiente

La juez decana también ha incidido en que la dotación habitual en el Juzgado, sin contar las vacantes, ya es insuficiente. La previsión de asuntos máxima de acuerdo a los criterios de 2013 sería de 1.700 asuntos anuales y en la actualidad entran unos 3.000. Además, Baleares tiene uno de los índices más elevados de violencia de género de España.

«Cuando nos quejamos no lo hacemos de vicio, los números cantan», ha recalcado Vidal. Según ha señalado, hacen falta concursos y mientras no se cubren las plazas se recurre a personal interino, pero la bolsa está agotada y no se abre desde 2011. Igualmente, «es complicado» que vengan funcionarios de fuera debido el «coste de la vida» en Baleares.

«Esperamos que la situación se corrija cuanto antes», ha deseado la juez decana, recordando que el problema se ha ido extendiendo a lo largo del tiempo. Además, en «muchísimos» otros Juzgados de Palma hay falta de personal, ha añadido.

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Ya ya
Hace un año

La jueza decana, si se dedicara a reforzar diariamente unas horitas, iría algo mejor.

Valoración:1menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1