Con este acto se pretende ir «hacia un decrecimiento que permita volver a hacer la ciudad habitable», y combatir «la saturación». | M. À. Cañellas

63

La asamblea 'Ciutat per a qui l'habita, no per a qui la visita' ha clausurado este sábado de forma simbólica la Conselleria de Innovación, Investigación y Turismo como protesta ante «la situación de masificación, mercantilización y destrucción del territorio de las Islas Baleares», según ha declarado la portavoz.

Representantes de la plataforma han colocado un cartel con la palabra 'Clausurat' en la puerta de la Conselleria, y han procedido a la lectura de un manifiesto para reivindicar el derecho a la vivienda.

'Ciutat per a qui l'habita' está en activo desde el pasado octubre con la intención de «concienciar al resto de vecinos, instituciones y a la sociedad en general» de los «problemas» provocados por la masificación de las Islas, ha declarado un miembro de la asamblea. La organización ha preferido ser tratada como colectivo y no dar nombres concretos de representantes.

Además, con este acto se pretende ir «hacia un decrecimiento que permita volver a hacer la ciudad habitable», y combatir «la saturación», ha añadido.

Durante la lectura del manifiesto, la portavoz ha recalcado la «ineficiencia» de la Conselleria ante el «masivo desarrollo de actividades ilegales como el alquiler turístico en edificios plurifamiliares», así como la «apuesta» por «priorizar la actividad económica» ante los «derechos sociales fundamentales».

Por último, 'Ciutat per a qui l'habita' ha pedido «responsabilidad» por parte de las instituciones y del Govern para hacer frente a esta problemática.