6

UGT y CCOO en Balears han convocado una concentración para el próximo miércoles, 15 de junio, en Palma para protestar por la situación de «abuso» laboral que padecen las cerca de 30.000 camareras de piso que trabajan en las Islas.

Los organizaciones sindicales calculan que harían falta 5.000 empleadas más en el área de pisos y limpieza de los establecimientos turísticos del archipiélago para que las condiciones de trabajo de esta colectivo fueran óptimas.

La plaza de España de la capital balear será el escenario de la protesta que, con el lema 'No a la explotación laboral en Hostelería», pretende llamar la atención acerca las cargas de trabajo «insoportables» que padecen «el cien por cien» de las empleadas, según denuncia el responsable de UGT, Antonio Copete.

«Queremos que se visualice la situación laboral de esta colectivo, porque son las que peor están dentro de los hoteles», ha agregado.

Según ha explicado el responsable sindical de CCOO, Ginés Díez, el objetivo de esta campaña mundial, que está liderada por el federación sindical internacional UITA, es fomentar un trabajo «digno» entre el colectivo de las camareras de pisos.

La carga de trabajo, el estrés, las jornadas laborales que a las que se ven sometidas, generan a las trabajadoras riesgos ergonómicos y psicosociales que les producen lesiones músculo-esqueléticas.

Es por ello que, precisamente, uno de los dos ámbitos en los que inciden los sindicatos es en lograr que estas lesiones «sean consideradas como una enfermedad profesional».

«Queremos que esta reclamación la recojan los políticos, los del ámbito de la izquierda, por lo que confiamos en que el día 26 de junio haya un cambio que lo haga posible», ha apuntado Copete.

La jubilación a los 60 años para las camareras de piso, y la no externalización de los servicios, son otras de las reclamaciones.

«La explotación es general»

Díez ha remarcado que la situación de «explotación» laboral en la hostelería se produce en todos los colectivos; restaurante, cocina, comedores, etc. debido a que, en muchos casos, los hoteles no contratan al personal suficiente para cumplir con unos «parámetros de calidad».

«Tenemos que hacer entender a los empresarios que así no se puede seguir», ha indicado el sindicalista de CCOO, quien ha advertido de que «si hay que hacer movilizaciones generalizadas en todo el sector de la hostelería en general, se harán».

Según ha explicado Copete, donde se necesitarían cinco trabajadores hay cuatro, por lo que calculan que harían falta en torno a 20.000 contrataciones más en el sector de la hostelería de Balears, de modo que de los 120.000 empleados actuales se llegaría hasta los 140.000.

«No solo basta con hacer hoteles bonitos, también hay que dotarlos de los trabajadores necesarios», ha apuntado Díez, quien ha constatado que los empresarios hoteleros «están ganando más dinero que nunca: tienen los hoteles están amortizados y la temporada viene muy bien», ha dicho.

«Los beneficios empresariales son abusivos. Les debería dar vergüenza ganar tanto», ha sentenciado.