El coordinador insular de UPyD, Javier Gómez, y la candidata Natalia Prieto, durante una reunión. | Pere Bota

23

Unión Progreso y Democracia (UpyD) afrontaba hace unos meses las elecciones autonómicas y municipales del próximo 24 de mayo con especial optimismo. De hecho, fue de los primeros partidos en definir sus cabeza de lista y hasta en anunciar propuestas programáticas estrella, como la supresión de municipios en Mallorca.

La última referencia electoral de UPyD eran las elecciones europeas de hace un año. Le votaron 18.038 personas, el doble que a Ciudadanos, que consiguió recoger 6.181 papeletas. Por porcentajes, la distancia parecía más evidente: 6,69% frente al 2,29%.

Hoy, según las encuestas, las perspectivas son diferentes. Ciudadanos, según la opinión generalizada, además de estar mimado por las encuestas e influyentes poderes, ha lanzado una ‘opa hostil’ a su formación.

El Consejo Territorial de UPyD, partido que tiene estructura en Balears desde el año 2007, se reunió el pasado jueves. Cubrió dos vacantes y ratificó el nombramiento de Natalia Prieto como candidata al Parlament.

Prieto, que había sido candidata en las europeas, ve a Ciudadanos escorado a «la derecha» mientras que define a su formación como «tranversal». Afirma que ésta es una campaña llena de incógnitas y no da nada por perdido. Se presenta en todas las Islas y a cinco municipios de Mallorca, entre ellos Palma.