Polémica por las prospecciones petrolíferas

El GEN denuncia ante Fiscalía los sondeos sísmicos realizados en aguas de Balears

| Eivissa |

Valorar:

El GEN-GOB de Ibiza ha denunciado ante la Fiscalía Superior de Cataluña las prospecciones sísmicas presuntamente ilegales que se realizaron en 2013 en aguas del norte de la costa de Menorca, entre Baleares y la costa catalana.

En su denuncia, la organización ecologista se remite a un informe del jefe del servicio de Recursos Marinos de la Conselleria de Agricultura, Medio Ambiente y Territorio del Govern en el que se señala que de abril a julio del año pasado, en áreas libres del Golfo de León, en plena época de migración de los rocuales comunes, se realizaron «sondeos de prospección sísmica.

Para hacer estos sondeos, aparentemente, se emplearon cañones de aire comprimido (airguns) con cadencias de baja frecuencia e intervalos regulares de diez segundos aproximadamente y, que fueron audibles en todo el mar balear».

La denuncia también se sustenta en un informe elaborado por la Asociación Tursiops, conjuntamente con la Sea Mammal Research Unit, Scholl of Biology, de la Universidad de St Andrews (Escocia, Gran Bretaña) y la colaboración de la Swiss Cetacean Society (SCS), en el que se apunta que «pudieron identificar claramente el sonido de las detonaciones provocadas por airguns durante el mes de julio de 2013».

También en su denuncia, el GEN señala como responsables de esta prospecciones a la compañía Seabird Exploration, que solicitó llevar a cabo trabajos de investigación y operación sísmica 2D, de la geología y geofísica del fondo marino, para confirmar e identificar la existencia de yacimientos de hidrocarburos en el fondo del mar, sobre un total de 1.176,4 kilómetros lineales.

Una petición que no obtuvo en ningún momento el visto bueno ya que una Resolución de 28 de enero de 2.014 de la directora general de Calidad, Evaluación Ambiental y Medio Natural del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, acordó «el archivo del expediente de evaluación ambiental del Proyecto Campaña sísmica"», por haber transcurrido el plazo legal de 18 meses previsto, sin haberse recibido el estudio de impacto ambiental.

La zona donde Seabird ha realizado presuntamente esto sondeos es la misma en la que la compañía Capricorn Spain Limited -filial española de la petrolera escocesa Cairn Energy- ha solicitado permisos para investigar la búsqueda de hidrocarburos, un total de 1.155.951 Hectáreas, cubriendo zonas del subsuelo marino en el Golfo de León, frente a las costas de Cataluña y al norte de Menorca.

Al haberse archivado la solicitud de las prospecciones sísmicas en enero de 2014, el GEN considera que «los sondeos sísmicos se habrían realizado sin ni siquiera haberse esperado a la formulación del informe preceptivo y vinculante, de Declaración de Impacto Ambiental, por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente» por lo que estos sondeos serían ilegales y constitutivos de un delito contra los recursos naturales y el medio ambiente.

Un delito que, según el artículo 325 del Código Penal «será castigado con las penas de prisión de dos a cinco años, multa de ocho a veinticuatro meses e inhabilitación especial».

Finalmente, el GEN expresa su extrañeza por el hecho de que «una actuación de esta trascendencia y envergadura económica y técnica, pueda haber contado con el conocimiento y consentimiento activo y/u omisivo, de responsables públicos», y señala que estos sondeos no recibieron ningún «expediente administrativo de investigación, inspección y sanción, pese a la evidencia pública y publicada de las prospecciones sísmicas».

Una presunta pasividad que, según el GEN, podría también comportar un delito, ya que el artículo 329 del Código Penal establece que «el funcionario público que, a sabiendas, hubiere informado favorablemente la concesión de licencias manifiestamente ilegales que autoricen el funcionamiento de las industrias o actividades contaminantes, o que con motivo de sus inspecciones hubiere silenciado la infracción de leyes o disposiciones normativas, será castigado con penas de prisión de seis meses a tres años y la de multa de ocho a veinticuatro meses».

Comentar

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Pep
Hace más de 4 años

Los peperos harán TODO lo posible para seguir en el poder tras las próximas elecciones. La alternativa será únicamente judicial, cuando el que entre saque todo lo que están haciendo y NO sabemos.

Valoración:1menosmas

Llorens
Hace más de 4 años

Buen trabajo GEN-GOB, que vaya saliendo la porquería

Valoración:4menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1