Maria Salom, en una imagen de archivo. | T. Ayuga

3

El Consell de Mallorca manejará el próximo año un presupuesto de 328 millones de euros, un 0,5 % menos que en 2014 (1,7 millones de euros menos), pero aumenta el gasto público en 15,4 millones de euros gracias a la reducción del gasto financiero de la institución en 7 millones.

El Consell no se endeudará el próximo año y reducirá tanto los intereses bancarios en un 50 % como el capítulo de préstamos en un 40 %, según ha destacado la presidenta del Consell de Mallorca, Maria Salom, en una rueda de prensa que ha ofrecido acompañada por la consellera de Hacienda, Margalida Roig.

Los últimos presupuestos de esta legislatura dejan una institución «sana» desde el punto de vista financiero en todas su áreas, ha subrayado Salom, que ha puesto como ejemplo de la herencia recibida por su gobierno en 2011 que el Teatro Principal estaba «embargado».

Salom ha destacado también que el Consell no «tiene facturas pendientes» de pago a proveedores o a entidades sociales y ha mantenido que los presupuestos de 2015 son «rigurosos, prudentes, reales, hechos con sentido común, no electoralistas y cierran una etapa de un gobierno responsable que ha permitido salvar la institución».