Representantes de Anima Naturales y CAS han escenificado ante Cort la entrega de sesenta mil firmas para pedir la abolición de las corridas de toros en Palma. | Joan Torres

21

La asociaciones AnimaNaturalis y CAS han entregado esta mañana en el Ayuntamiento de Palma 60.000 firmas para que la capital balear sea declarada «municipio antitaurino», una solicitud a la que se han adherido los grupos municipales de la oposición.

PSIB-PSOE y MÉS llevarán al próximo pleno municipal la propuesta de dichas asociaciones, que quieren que la capital balear se sume a la lista de trece municipios mallorquines que ya han prohibido la celebración de festejos taurinos.

El coordinador de la campaña «Mallorca Sin Sangre», Guillermo Amengual, ha dicho que es «optimista» y que está «satisfecho» ya que «la campaña ha avanzado de manera imparable y éste es un paso más en nuestro objetivo para que Mallorca sea declarada en su totalidad antitaurina; sin duda, lo vamos a conseguir», ha afirmado.

La propuesta incluye que se suprima la declaración de Bien de Interés Cultural y Turístico para las corridas de toros, y que se cambie la ley autonómica de protección animal para prohibir la tauromaquia en todas sus formas y cualquier espectáculo que produzca padecimiento a un animal.

Según un sondeo sobre la afición a los toros en España realizado por la empresa Gallup en 2009, el 76 % de la población se manifestaba sin ningún interés por los festejos taurinos.