0

El portavoz de MÉS en el Ayuntamiento de Palma, Toni Verger, ha asegurado que el alcalde de Palma, Mateo Isern, durante su discurso del debate del estado de la ciudad, «ha querido ocultar la realidad que viven los ciudadanos que hoy están mucho peor que hace dos años».

Verger ha calificado el parlamento de Isern de «tedioso», en el que el alcalde ha realizado un «listado interminable y soporífero de pequeñas acciones».

El portavoz econacionalista considera que la afirmación del primer edil de que «Palma está mejor que hace dos años» está «al margen de la realidad», cuando existe un 20 % de familias en situación de pobreza en la ciudad, «donde cada día una media de 3 familias pierden su vivienda», sin olvidar a las personas sin empleo.

«Esta es la realidad y el alcalde la quiere ocultar con una serie de pequeñas acciones», ha dicho Verger.

El anuncio de la congelación de impuestos realizado por Isern para los próximos dos años, también ha sido cuestionada por Verger, porque considera que «esconde una falsedad», ya que la revisión catastral determina que si hay congelación del tipo el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) subirá alrededor de un 8 % cada año.

Ha lamentado también que exista una paralización de los asuntos estratégicos de Palma, como el Palacio de Congresos, la Playa de Palma, la situación del antiguo estadio Lluí Sitjar o la fachada marítima.

En este sentido, Verger ha criticado que sean los ciudadanos los que tengan que pagar los 35 millones de euros que el Govern destinará a pagar a Acciona para poder avanzar con el Palacio de Congresos.

«Si eso es gestión (...) la verdad es que también lo lamentamos», ha concluido.