Josep Oliver, en los juzgados. | M. À. Cañellas

9

El equipo directivo de la gran patronal balear CAEB, encabezada por su presidente, Josep Oliver, avaló ayer ante el juez instructor del ‘caso Nóos’ la celebración de los fotos turístico-deportivos organizados por Iñaki Urdangarin y Diego Torres, aunque sin mencionar el elevado coste –2,3 millones de euros– que tuvo para las arcas del Govern presidido entonces por Jaume Matas.

Oliver, Isabel Guitart, Vicens Tur, Ana Bartolomé, Carolina Navarro y Eugeni Aguiló fueron interrogados por la utilidad e interés de los foros, a instancias del abogado de matas, Antonio Alberca.

Según fuentes judiciales, todos ellos reconocieron la gran importancia que esos encuentros, en los que participaron destacadas personalidades, tuvieron para Balears.

«Amnesia colectiva»

Noticias relacionadas

«La amnesia colectiva se está perdiendo y todos los testigos, con sus declaraciones, han puesto fin a la impostura de que los foros fueron una mascarada», explicó Alberca a los medios de comunicación.

«Vino gente interesante, tuvo repercusión social y el hecho de que lo organizara el Instituto Nóos ayudó a que viniesen ponentes más importantes", dijo el letrado.

Y añadió: «La instrucción de esta causa tenía que haber empezado por aquí y no por los trabajadores de Aizoon, es increíble». La acusación particular, ejercida por Manos Limpias, calificó las testificales de directivos de Balears de «una pérdida de tiempo». «No aportan nada nuevo y es una maniobra dilatoria por parte de Matas», ha señalado la abogada Virginia López Negrete.

El fiscal anticorrupción Pedro Horrach, por su parte, asegura en un informe que forma parte del sumario del ‘caso Nóos’ que «no hay ni un sola factura o documento que justifique o acredite que el Instituto Nóos ha destinado 2,1 millones de euros a realizar el objeto del convenio».

Además, señala que la normativa contenida en la Ley de Contratos de las Administraciones Públicas exigía la celebración del oportuno procedimiento administrativo de concurso, lo cual se obvió.