Las ventas del comercio de Mallorca han caído este año 91 millones. | Ana Isabel Garrido

5

El volumen de ventas del comercio minorista de Mallorca de enero a noviembre de este año, en comparación con el mismo periodo de 2011, ha caído en 91 millones de euros, ha informado la Asociación del Pequeño y Mediano Comercio de Mallorca (PIMECO) en un comunicado.

Para esta patronal, esta disminución de ventas es «muy significativa» ya que la pérdida del volumen de negocio que experimentó el comercio mallorquín en 2011 frente a 2010 fue de 46 millones, cerca de la mitad del descenso de 2012.

Para PIMECO, los datos del mes de noviembre «son claramente peores en su valor que los del año 2011» y siguen la tendencia negativa de los últimos años, en los que el comercio minorista se ve afectado por una constante pérdida del volumen de negocio y de ventas.

Este mes de noviembre, el volumen de ventas alcanzó los 210 millones de euros, lo que supone un saldo negativo de 7 millones en comparación al mismo mes de 2011 (217 millones) y de hasta 63 millones frente a noviembre de 2007 (273 millones).

La caía de las ventas del mes de noviembre comenzó en 2008 con un volumen de negocio de 238 millones, de 225 millones en 2009 y de 227 millones en 2010.

Si se comparan noviembre y octubre de este año, el descenso es de 36 millones, si bien la patronal achaca estos resultados al modelo de turismo estacional típico de la isla.

Según estos datos facilitados por PIMECO a partir de cifras del Instituto Nacional de Estadística (INE), Baleares experimentó en noviembre una disminución de ventas de 5,9 puntos frente a la caída del 7,9 puntos del conjunto de España.

Otras comunidades con peores registros que Baleares fueron Murcia (-9,7 puntos), Castilla-La Mancha (-9,4), Cantabria (-7,5), Andalucía (-7,4) y Asturias (-7,1)

Por lo que se refiere al nivel de ocupación, el empleo en el comercio tradicional de Mallorca ha disminuido un 4,8 % en noviembre pasado respecto al mismo mes de 2011.

El actual nivel de ocupación de noviembre de 2012 se sitúa un 5,3 % por debajo de la ocupación media de los cinco años anteriores, que se situó en los 30.599 empleados.

Los datos del INE, señala PIMECO, confirman la contracción generalizada del consumo, tanto de residentes como de visitantes, y consecuentemente la pérdida del volumen de negocio y ventas.

«El acumulado de los once primeros meses de este año, en relación al mismo periodo de 2008, ofrece un panorama desolador con una disminución de ventas del 16,5 %», se indica en el comunicado.