Bauzá y Solomont se reunieron ayer con empresarios mallorquines con intereses en los Estados Unidos g Foto: JAUME MOREY

6

El embajador de Estados Unidos en España, Alan Solomont, comentó ayer en Palma -donde se entrevistó con empresarios mallorquines con intereses en su país y clausuró la cumbre de Microsoft en el ParBit- que «no somos indiferentes a lo que sucede en España», al referirse al movimiento soberanista de Catalunya, del que indicó que «a mí no me corresponde dar una opinión, pero nosotros consideramos que España es capaz de resolver esta situación de tensión».

Revuelta árabe

Solomont evitó pronunciarse con contundencia sobre las aspiraciones indepedentistas de Catalunya -«la primera lección de un diplomático es no interferir en aquellos temas que afectan a países extranjeros»-, pero no ocultó que «Barcelona es una parte maravillosa de España».

Respecto a los ataques contra intereses norteamericanos y occidentales que se han recrudecido durante los últimos días, el embajador Solomont recordó que la llamada ‘primavera árabe’ que recorrió varios países del norte de Africa «no derrocó gobiernos para ser sustituidos por otros dictadores», en alusión a los movimientos fundamentalistas que está floreciendo en el Magreb y Oriente Medio.

El embajador de los Estados Unidos participó, junto con el president del Govern balear, José Ramón Bauzá, en la clausura de la reunión mundial de Microsoft -la primera que se celebra fuera de Estados Unidos - que ha tenido lugar durante estos días en la sede central del ParcBit.