La inflación baja una décima en Baleares y se sitúa en el 2 %

| Palma de Mallorca |

Valorar:

La inflación se situó en junio en Baleares en el 2 %, lo que supone una disminución de una décima respecto a mayo, según el índice de precios de consumo (IPC) publicado hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE). En el conjunto del país, la inflación de junio fue del 1,9 %, la misma que en mayo.

Esta tasa de inflación anual es consecuencia, principalmente, de la bajada de los precios del transporte y de otros bienes y servicios, así como de las legumbres y hortalizas frescas, las carnes y los pescados, crustáceos y moluscos.

También se ha conocido hoy el indicador adelantado del IPC armonizado (IPCA) -que mide la evolución de los precios con el mismo método en todos los países de la zona del euro-, según el cual la inflación interanual ha quedado en junio en el 1,8 %, una décima menos respecto al mes anterior.

Por lo que respecta a la variación mensual, el IPC bajó en junio dos décimas respecto a mayo, especialmente por la caída del 1,5 % que tuvieron los precios del transporte ante el descenso de los carburantes y lubricantes.

Vestido y calzado, con un descenso del 0,9 % por la campaña de rebajas; y vivienda, del 0,2 % por el menor coste del gasóleo para calefacción también redujeron sus precios en junio.

No obstante, en la caída del IPC en tasa mensual tuvieron una repercusión positiva alimentos y bebidas no alcohólicas, que se encarecieron un 0,4 % por el encarecimiento de las frutas frescas; ocio y cultura (el 0,6 %) por los viajes organizados; y hoteles, cafés y restaurantes (del 0,2 %) por el alza de los hoteles y otros alojamientos.

La inflación subyacente -que excluye la variación de los precios de los alimentos frescos y la energía- aumentó dos décimas en tasa interanual, hasta el 1,3 %, con lo que disminuyó su diferencia con el índice general en seis décimas.

En la caída de la inflación interanual, los precios de los carburantes y lubricantes bajaron más de tres puntos (hasta el 3,4 %) respecto a los registrados en junio de 2011; lo que permitió al epígrafe transporte caer hasta el 2,9 %, la tasa más baja desde noviembre de 2009.

Otros bienes y servicios se dejaron dos décimas, hasta el 1,5 %, con lo que alcanzaron su mínimo histórico desde el inicio de la serie, principalmente a causa de la estabilidad del precio de los seguros.

En sentido contrario, los ligados a las bebidas alcohólicas y al tabaco se encarecieron más de cinco puntos, hasta el 11,5 %, la tasa más alta desde mayo de 2011; mientras que los de alimentos y bebidas no alcohólicas aumentaron cuatro décimas, hasta el 2,2 %, por la evolución al alza de las frutas frescas y, en menor medida, de las patatas y sus preparados.

La mayoría de las comunidades autónomas mantuvieron o disminuyeron su tasa interanual de IPC.
El mayor descenso lo registró Canarias, cuya tasa se quedó en el 1 %. Las únicas comunidades donde subió la tasa fueron Cantabria (hasta el 1,9 %) y Navarra (hasta el 2 %).

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.