Francisco Verdú ha trabajado en los últimos quince años en Banca March. | T. Ayuga

1

«Afronto el reto más importante de la banca española al ser nombrado consejero delegado de Bankia y agradezco, asimismo, a Banca March los 15 años que he estado trabajando con ellos, los cuales considero los más importantes de mi carrera profesional, porque he estado muy a gusto desarrollando mi trabajo», señalaba ayer el nuevo consejero delegado de Bankia, Francisco Verdú, tras ser fichado por el presidente de este grupo bancario, Rodrigo Rato.

Verdú manifestó que asume el reto «con el convencimiento de que Bankia es un proyecto ganador, basado en una red sólida y un magnífico equipo».

El propio Rodrigo Rato señaló ayer en un comunicado de Bankia que «a lo largo de su dilatada experiencia en algunas de las principales entidades bancarias españolas, Francisco Verdú ha demostrado una extraordinaria capacidad para integrar equipos y redes bancarias y un rigor ejemplar en la gestión de riesgos».

Bankia

Bankia, formada por Caja Madrid, Bancaja y las cajas Insular de Canarias, Laietana, Àvila, Segovia y Rioja, aspira a salir a bolsa en la primera mitad de julio, y ha estado buscando desde hace meses un consejero delegado y sondeó a varios 'pesos pesados' de la banca, los cuales pusieron en contacto a Francisco Verdú con el presidente Rodrigo Rato.

Bankia, asimismo, recibió el asesoramiento de la empresa de cazatalentos Seeliger y Conde para fichar a un "número dos", imprescindible para el debut bursátil .

Francisco Verdú, asimismo, seguirá vinculado al Grupo March como patrono de la Fundación March. Tanto Banca March como el Grupo March le agradecieron ayer, a través de un comunicados, «todos los años de intenso trabajo en el banco y le desean el mayor éxito en su nueva etapa».