Joan Flaquer llega al juzgado junto a su abogado Carles Florit.

7

El conseller de Turisme en el Govern de Jaume Matas, Joan Flaquer, admitió ante el juez del 'caso Ibatur', Juan Ignacio Lope Sola, que durante su mandato «no se interesó» por la forma de contratación con las empresas proveedoras, porque no era su competencia, pero sabiendo todo lo que sabe hoy, «prestaría más atención», subrayó.

«Nunca dije que se hinchara ninguna factura, ni tampoco autoricé un pago de 300.000 euros con un expediente hecho en una noche», declaró Flaquer, en la declaración voluntaria que realizó como imputado.

«La Conselleria se cierra a las 20.00 horas y hay puestas las alarmas, quedan los de seguridad y yo no tenía las llaves de Ibatur», dijo Flaquer.

Órdenes

En relación a Matas, ha subrayado que «jamás» recibió orden alguna del ex presidente en este asunto, y ha apuntado que ni siquiera éste conocía la existencia del proyecto, consistente en promocionar Balears a través de televisión trayendo parejas chinas recién casadas a las Islas.

Flaquer mencionó a Matas en dos de las actuaciones desarrolladas por el Ibatur. Una de ellas estuvo relacionada con Over Marketing, empresa relacionada con la trama «Gürtel», y dijo que recibió «una indicación de Presidència para recibirles».

«No creo que recibiera la orden directamente del señor Matas», aseguró. También, mencionó al ex presidente del Govern, imputado en el 'caso Palma Arena', en la subvención millonaria (más de 16 millones de euros) a las empresas Match Golf y Pula Golf para promocionar ese deporte. «Al ser de elevada cuantía, consulté con el presidente, y se hizo por convenio de colaboración; el torneo fue una promoción importantísima», indicó.