0

Al menos 30 personas murieron y 45 resultaron heridas este miércoles como consecuencia de tres atentados suicidas en la ciudad de Baaquba, al noreste de Bagdad. Los dos primeros atentados fueron cometidos contra sendas comisarías de Policía y el tercero fue perpetrado en un hospital al que habían sido trasladado los heridos, según informaron las fuerzas de seguridad.

Según la Policía, dos terroristas hicieron detonar sus coches bombas frente a dos comisarías situadas en el centro y el oeste de la ciudad, situada a 65 kilómetros al noreste de la capital. Baaquba se encuentra en la provincia de Diyala, donde las fuerzas islamistas vinculadas a Al Qaeda siguen combatiendo contras las tropas estadounidenses y gubernamentales.

Un tercer asaltante, aparentemente vestido con uniforme militar o policial, se acercó a pie al principal hospital de la ciudad, al que habían sido trasladados los heridos por los dos primeros atentados, e hizo detonar los explosivos que llevaba consigo, según la Policía. Los atentados han sido cometidos a sólo cuatro días de las elecciones parlamentarias.