Joan Lacomba en una imagen de archivo.

6

El creador Joan Lacomba (Palma, 1934) ha fallecido este sábado por la tarde a los 87 años de edad. El artista fue también el primer director del IES Berenguer d'Anoia. Lacomba estaba preparando una exposición retrospectiva en Sa Quartera, en Inca, que se tenía que inaugurar a mediados del mes de junio. Un proyecto que, como comenta su hijo Miquel Àngel Lacomba a este periódico, le tenía ilusionado y muy activo. De hecho, para esta iniciativa, casi cada día compartía en su Facebook los cuadros que iba recopilando para la exhibición. El velatorio se celebrará este lunes, de 17.00 a 21.00 horas, en el Tanatori nou de Inca, en la sala número 2.

La regidora de Cultura de Inca, Alice Weber, muy afectada por la triste noticia, ha recordado que «hace tan solo dos semanas estaba en el Incart, muy contento y con mucha energía». «Estábamos preparando una retrospectiva en Sa Quartera para la que tenía que seleccionar una serie de piezas. Le hacía mucha ilusión porque incluía sus primeras creaciones hasta las últimas. Muchas de ellas, además, eran néditas. Era una exposición vital», añade. Sobre esta iniciativa, la regidora ha asegurado que seguirá adelante.

«Se titulaba Un tast d’art guaitant per la finestra del temps y, dentro de la exposición, había una serie titulada Ritmes que incluía Art i ciència y Música i matemàtiques. Lo que pasa es que no sé si él tenía por escrito cómo quería que fuera la exposición, qué piezas quería exhibir. En breve hablaré con sus hijos sobre este tema. Si está toda esta información de cómo él quería que fuera la propuesta, perfecto, así la haremos, en la tercera semana de junio, por ejemplo. En caso de que no tengamos todos estos detalles, creo que sería una buena idea hablar con artistas buenos amigos suyos para que sean ellos los que seleccionen las obras para la muestra. Así le haríamos justicia. En este caso, la inauguración se aplazaría unos meses, hasta otoño, porque habría que montarla. Si solamente pudiera hacer algo antes de que acabe esta legislatura sería esta: hacer esta exposición», insiste.

Weber señala que «Joan era un gran artista, muy reconocido, pero también hay que reconocer a la gran persona que estaba detrás. Además de como artista, hay que distinguirle por su trabajo en educación, como maestro, docente y pedagogo además de como amigo. No conozco a nadie a quien no le cayera bien», afirma.

El artista Pep Roig, colaborador de Ultima Hora y muy amigo suyo, cuenta también que coincidieron en la última edición del Incart. «Estaba de muy buen humor, como siempre. Incluso nos hicimos fotos jugando con una escultura móvil mía en el Claustre de Sant Domingo. Incluso cuando luchó para que restauraran una escultura suya en Selva, algo que levantó mucha polémica, lo hacía con un tono sereno», cuenta.

Lacomba era un artista multidisciplinar muy querido en la escena artística de la Isla, aunque, como apunta Roig, «le gustaba ir por libre». «Era la bondad personificada», asegura. Así, dibujaba, pintaba, hacía esculturas, grabados, instalaciones, performances e incluso dirigió obras de teatro y diseñó escenografías e iluminación.

Su obra y trayectoria ha recibido importantes reconocimientos, como el Premi Francesc de Borja Moll y el Premi Ramon Llull del Govern de les Illes Balears; el Premi Emili Darder de la Obra Cultural Balear y el Premi de la II Gala de les Arts Escèniques del Consell de Mallorca, entre otros galardones. Su extensa producción pictórica incluye desde las obras iniciales centradas en paisajes urbanos, retratos o bodegones minimalistas, hasta la etapa más consolidada y madura donde destacan las series Ritmes, Reviscolaments, Fotopintura?, Sex, Terra i dona, Serres i serralades o Bestiari. En su obra se pueden reconocer características figurativas, de abstracción gestual o del surrealismo.

Tal y como figura en su página web, www.joanlacomba.com, expuso en Madrid, Barcelona, Ponferrada, Ávila, Oviedo, Avilés, San Francisco (California) y en numerosos espacios de Mallorca y Menorca, como Can Gelabert (Binissalem), la galería Marimón de Can Picafort o la galería Vanrell (Palma). Su obra se puede encontrar en lugares tan variados como la Biblioteca Nacional de Madrid, la Diputació de Barcelona, el Museu de l’Eròtica de Barcelona o en los ayuntamientos de Calvià y Alaró. Durante el año 2017 realizó su última instalación: envaSOS,en la que denunciaba el abuso excesivo de los envases de plástico en La Misericòrdia de Palma.

Docencia y activismo

En el campo de la docencia, además de ser el primer director del IES Berenguer d’Anoia, también fue docente en los institutos Joan Alcover y Guillem Sagrera de Palma, donde fundó el grupo Xicarandana de teatro.

Como activista, fue socio fundador de Memòria de Mallorca. La entidad ha compartido en redes sociales que Joan Lacomba era «sobrino de Ramon Lacomba , asesinado en una 'treta' de Bellver en enero del 37«. De hecho, han apuntado que »donó ADN por si recuperaban a su tío en la fosa de Porreres«. »Descansa compañero, seguiremos buscando por ti y gracias por tu siempre colaboración", ha sentenciado la entidad memorialista. También era socio de la Obra Cultural Balear, que también se ha sumado a las condolencias. La institución le ha definido como un «caballero infatigable del Arte y la Palabra. Combativo, creativo, paciente, fiel. Imprescindible».

La presidenta del Govern, Francina Armengol, ha publicado un tuit en el que se refería a él como «un hombre comprometido con la cultura, el arte y la educación, una persona que con su compromiso y bonhomía mejoró nuestra sociedad».

Profesionales del teatro también compartieron sus condolencias en redes sociales, entre ellos el director del Teatre Principal de Palma, Josep R. Cerdà: «Una buena parte de la profesión teatral mallorquina que ahora tiene entre 30 y 55 años tenemos una cosa en común: fuimos inoculados del veneno del teatro por un profesor de dibujo llamado Joan Lacomba. Un artista entusiasta que nos descubrió un mundo fascinante. Descansa en paz, Joan».