Toni Bestard posó en Palma para este periódico. | Jaume Morey

0

El homenaje a Berlanga por su centenario del 2 de octubre en las Coves del Drach, que promueve el Club Ultima Hora Valores, contará con un «aperitivo excelente»: la proyección de El anónimo Caronte, cortometraje documental de Toni Bestard que él mismo se encargará de presentar y que cuenta la historia de Joan Ferrer, el actor de Ariany que tuvo un pequeño, pero importante papel en El verdugo, cinta que se verá por primera vez en el lugar en el que se grabó.

El mismo Bestard es quien destaca que «tiene cierta lógica que El anónimo Caronte sea el telonero en un escenario tan ideal», ya que es «una manera perfecta de cerrar el círculo y de volver al origen, ya que el corto también se rodó allí».

Sobre el homenaje en sí, de hecho, Bestard está convencido de que «a Berlanga sería el que más le gustaría» de los «muchos que se le han hecho y se le van a hacer este año» porque es, sin duda, el «más original de todos». No en vano, por primera vez podrá verse la cinta en el lugar en el que se rodó una de las escenas más «recordadas e importantes» de la que es considerada como «una de las mejores películas de la historia del cine español». Una suerte de metacine que el propio Bestard adora.

Pero más allá del homenaje a Berlanga que indudablemente es, y por el cual da la enhorabuena a «Juan Carlos Cargo Gallego por impulsar esta idea junto al Club Ultima Hora», para Bestard se trata también de un «homenaje a Joan Ferrer», lo que «me hace especial ilusión». Ferrer fue el guardia civil que se encargaba de ir a buscar al personaje de Nino Manfredi en las mismas Coves, por lo que «es un reconocimiento no solo al cine de Berlanga, sino a sus actores anónimos también».

De hecho, la única pega sería que Ferrer no pudiera estar, ya que falleció en 2019, y hubiera sido «un broche de oro poder volver a las Coves con él».

No obstante, y a pesar de todo, para Bestard no cabe duda de que «Joan estará presente de alguna manera», y lanza un paralelismo entre el evento de 2 de octubre, que será «inolvidable y único para los que asistamos», y el cortometraje El anónimo Caronte y su escena final: «Al acabar, el corto tiene una imagen de Joan en las gradas de las Coves y mientras baja su cuerpo se difumina y desaparece». Ahora reaparecerá en la pantalla en la «guinda del pastel del centenario de Berlanga».