La ganadora del Concurso Pop Rock 2020, Sofia, durante su actuación. | Emilio Queirolo

1

Si el nivel se hubiera alzado tan solo unos centímetros más en la emocionante final del concurso Pop Rock 2020, celebrada este domingo por la noche en Es Gremi, hubiera podido ser detectado desde la Estación Espacial Internacional. Las cinco bandas finalistas se empeñaron en ponérselo extremadamente difícil a los miembros de un jurado que hoy ya respira aliviado tras quitarse tremenda responsabilidad de encima. De ellos salió el veredicto más esperado tras más de tres horas de música que incluyó heavy metal, pop y el género urbano. Y saltó la sorpresa. Sofia se hacía con el primer puesto, por encima de los favoritos, Salvatge Cor, y Dead Eye Wolves, que se repartían el segundo y el tercer puesto respectivamente. Tras ellos, Bad Shades y los elegidos por el público, Doctor Zaskha y la Banda Misterio, pero en realidad nadie se fue de vacío.

Y es que lo cierto es que ayer ganaron todos. Desde los músicos hasta el público que siguió, ya fuera en directo o vía on line, el estilo urbano y futurista con toques ochenteros de Sofia, la flamante ganadora del concurso, pero también el aire ‘popero’ de los queridísimos Salvatge Cor, sin olvidar los frenéticos y guturales ritmos ‘heavy’ de Dead Eye Wolves, la divertida y alegre actuación de Doctor Zaskha o el sabor indie de Bad Shades. No obstante, aunque todos ganaran de manera no material, no dejaba de tratarse de un concurso y alguien debía hacerse con los premios más tangibles que repartían 3.000 euros al primer puesto, 2.000 al segundo y 1.000 al tercero, además de asegurarles una actuación a todos ellos en el próximo Sant Sebastià.

Premios

Y a ellos, los verdaderos protagonistas de la velada, se les sumarían más sorpresas con los accésits, los premios complementarios, que se repartieron entre todos los semifinalistas y que incluían desde actuaciones en los teatros municipales de Palma, como adelantó el regidor de Cultura, Toni Noguera, a diferentes galardones entregados por colectivos como Enderrock, el Mallorca Live Festival, Mondosonoro o Espora Records. De este modo, nadie se quedó sin reconocimiento en una edición que ha resultado ser tan emocionante como sorprendente.

La noche se convirtió desde el inicio en un éxito total en todos los sentidos, hasta el punto de que ya se ha confirmado una nueva edición del concurso para el año próximo. Pero el protagonismo principal recaló en Sofia, quien sorprendió a todos al llenar el escenario acompañada únicamente de su mesa de mezclas y su teclado. Un espacio que quedó pequeño para albergar a esta joven y su fresca mezcla de lo urbano con la música ochentera y de aires futuristas.