Lili’s House, uno de los grupos que actuaron en la fiesta indie en Son Fusteret. | Jaume Morey

7

Las cifras en la primera jornada del SOLAR Fest Mallorca han sido reveladoras: una quincena de actuaciones repartidas en cuatro espacios -en ocasiones simultáneos-, 48.000w de luz, 64.000w de sonido, 5.000 litros de cerveza y un centenar de personas trabajando en los 19.000 m2 acotados para este evento que ocupa, este viernes y este sábado, el recinto Son Fusteret de Palma. Los números continúan hablando por sí mismos con alrededor de 2.500 espectadores en la jornada inaugural.

Resulta paradójico colocar las palabras ‘alternativo’ y ‘multitudinario’ en la misma frase, pero ahí está el logro de este festival, convertir la pasión por músicas del extrarradio comercial en un acontecimiento popular. En consonancia con su público, la carpa SOLAR Nins fue la más madrugadora: A las 19.00 arrancaba la programación con el setlist de Rosemary DJ, siguieron las nanas luminosas de Lili’s House, finalmente Mr. Pink + Achilipú DJ’s clausuraban el espacio.

Paralelamente, los desarrollos pegadizos de Jump in the River inauguraban el escenario Lunar. Beach Beach les sucedió, apelando a su rock con espíritu C86.

Por su parte, el escenario Solar daba el pistoletazo de salida con unos viejos conocidos: Satellites, los mallorquines demostraron que sus canciones envejecen bien.