Zaragoza recibe la obra del Miró más comprometido contra el franquismo

| Zaragoza |

Valorar:
preload

20-01-2012
UNA EXPOSICIÓN MUESTRA AL MIRÓ MÁS COMPROMETIDO Y OPUESTO A LA DICTADURA

El Palacio de Sástago de Zaragoza acoge desde ayer la exposición Miró y el mundo de Ubú , con una colección de 154 obras procedentes de la Fundació d'Art Serra mediante las que el artista expresó su fascinación por Ubú Rey , el personaje del tirano creado por el dramaturgo Alfred Jarry que Miró identificaba con Franco.

Durante la presentación de la exposición, que comisaría Dolores Durán, el presidente de la citada Fundació, Pere A. Serra, estuvo acompañado por Luis Beamonte, presidente de la Diputación de Zaragoza; José Manuel Larque, diputado delegado de Cultura y Patrimonio, y José María Moreno Bustos, director del Área de Cultura y Patrimonio.

Pere A. Serra, quien fue amigo personal de Miró, se refirió ayer a la «obsesión permanente» que tuvo el artista por la obra Ubú Rey durante los últimos treinta años del franquismo, ya que veía paralelismos entre ese rey tirano y el entonces jefe del Estado.

En Zaragoza se podrá admirar la más amplia colección mironiana destinada a la lucha contra Franco, para quien Miró «no existía, no tenía categoría como artista». Una situación que, sin embargo, fue muy favorable para el creador, quien así pudo vivir de forma «solitaria, tranquila y feliz» en Mallorca, desde los años sesenta, dedicándose a su obra y a «divertirse» haciendo chistes alguna vez sobre el dictador, recordó el coleccionista, porque, para Miró, una buena manera de luchar contra el tirano era ridiculizarlo.

Miró siempre quiso tener una «pared» entre el Gobierno y su vida, por lo que cuando Manuel Fraga [que fue ministro de Franco] descubrió el gran valor de su obra en la pintura mundial e «intentó conquistarle», él no se dejó, relató Serra. Miró, añadió, era «una persona muy sencilla, amable y atenta», que tenía una idea muy particular de lo que su trabajo representaba. «Él decía que el mejor pintor del mundo era Picasso», pero también «sabía lo que valía su obra».

El montaje de la muestra, que ya pasó por Málaga y Valladolid, presenta como novedad la recreación de un teatro y del telón que pintó Miró para la escenografía de Mori el Merma , la obra que el grupo La Claca estrenó en el Principal de Palma en 1978, -también inspirada por Ubú-, y para la que el artista creó decorados y una serie de ninots de los que, a Le Chien d'Ubú , se unen ahora El Abanderado y la Dona . El proceso de trabajo de Miró para el espectáculo fue grabado por el fotógrafo Catalá-Roca y se puede ver en esta exposición itinerante. En ella destacan, juntas por primera vez, las tres series litográficas protagonizadas por Ubú y que son toda una declaración de principios contra la dictadura franquista.

Fotografías, bocetos, carpetas de notas completan la propuesta, que ocupa cuatro salas y el patio del palacio zaragozano, donde permanecerá hasta el próximo 3 de junio.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.