Miquel Duran i Ordinyana, Jaume Mateu, Guillem Bernat, Miquel Ferrer y Maria Àngela Melis, ayer en Palma.

Reconocer la labor de difusión, investigación y promoción de la cultura, el pueblo y la lengua catalana es la máxima premisa de los Premis 31 de Desembre, que otorga anualmente la Obra Cultural Balear (OCB). Ésta dio ayer a conocer el palmarés de este 2011, unos galardones que se entregarán en una gala que acogerá Sa Màniga de Cala Millor, el sábado 17, a partir de las 21.00, en una ceremonia «alegre y reivindicativa» que será emitida en diferido por TV3.

El Gremi d'Editors de Balears ha sido reconocido con el Premi Francesc de Borja Moll por «su contribución a consolidar y prestigiar la literatura hecha en catalán», dijo Jaume Mateu, presidente de la OCB. Miquel Ferrer, presidente de los editores, recordó que «las premiadas son las 13 editoriales» y también tuvo palabras para las empleadas del Espai Mallorca e Illa de Llibres, que llevan «tres meses sin cobrar».

Por su parte, el oceanógrafo Miquel Duran i Ordinyana (Sencelles, 1930), galardonado con el Premi Josep Maria Llompart, lamentó que «en Mallorca no se pueda ver la programación normal de TV3», y acusó de este hecho a «unos enemigos que no tienen perdón». «Este es un premio que nos llega al corazón», dijo Pere Estelrich, director del programa radiofónico diario de IB3 El crepuscle encén estels , Premi Miquel dels Sants Oliver. También agradecieron el reconocimiento Guillem Bernat, director del conjunto de música tradicional Aires Sollerics, Premi Bartomeu Oliver, y Maria Àngela Melis, filóloga, quien recibirá una mención especial al voluntariado lingüistico.

En cuanto a la retransmisión en directo de la gala por IB3, Jaume Mateu aseguró que «un mes después, todavía no se han puesto en contacto con nosotros». A pesar de ello, el presidente de la OCB insistió en que «les enviaremos la grabación, por si se lo piensan mejor».