Nadal, el día después de ganar en Australia. Aparentemente no le preocuparon en absoluto los comentarios generados en su contra. | Reuters

Polémica en el entorno del Barcelona por unas descalificaciones de Alfons Godall, vicepresidente del club catalán en el primer mandato de Joan Laporta como presidente culé y actual vicepresidente de la Fundació Barça, hacia el tenista Rafael Nadal, pocas horas después de que el balear se adjudicara su 21 título de Grand Slam el pasado domingo en Australia.

Godall se ha convertido en el centro de las críticas por verter unas opiniones personales sobre el jugador mallorquín en las redes sociales, opiniones en las que mezcla asuntos como la política e incluso aparece el eterno rival de los blaugranas.

Este martes, horas después de que la red social se alterara ante estas palabras, el propio Godall ha publicado un nuevo mensaje, en el que deja claro que no se arrepiente en absoluto de su comportamiento, en este caso su imposibilidad de competir en el torneo que acabó por llevarse el representante balear.