Imagen del entrenador del Real Mallorca, Javier Aguirrel

0

El entrenador del real Mallorca, Javier Aguirre, manifestó en la rueda de prensa previa al encuentro ante Osasuna que el equipo está con la «tensión normal» de afrontar un choque de estas características y destacó que este equipo es un «grupo serio, comprometido y con ganas». También aseguró que durante estos días el equipo se ha «aislado» de todo el ruido que se ha venido produciendo.

El técnico y todos sus futbolistas saben de la importancia del choque de este domingo en El Sadar. «Este partido define el futuro de este club, si por fin logramos mantenernos en la misma categoría por dos años consecutivos sería bueno. Hemos dado tumbos en Segunda b, Segunda, Primera, vuelto a bajar y subir y no hemos podido consolidarnos y sería bueno dar ese paso que permitiría al club avanzar en ciertas cosas. Se reforma la ciudad deportiva, el estadio y necesitamos al equipo bien, ojalá sea en Primera», dijo el mexicano.

Sobre el papel que están desempeñando esta semana los futbolistas más experimentado, el técnico dijo: «Los veteranos juegan un papel importante, tienen experiencia en ascensos, descensos y otros jóvenes empiezan o vienen de otros lados y no han tenido esa posibilidad y el vestuario está bien vigilado y guiado por los capitales y unido en el mismo objetivo. Hay una autogesión muy buena», aseguró.

Respecto a la situación de tensión que envuelve el encuentro con el Cádiz también metido en plena lucha por la permanencia, Javier Aguirre aseguró que intenta dotar de «normalidad» a esta situación. «Nos hemos aislado. Si dependiésemos de otros resultados entonces sí que estaríamos más pendientes de lo que pasa aquí y allá, puedes ser más suspicaz o apelar al pasado, pero dependemos de nosotros. Trato de darle normalidad a esta situación, no la tiene esa es la verdad, pero con base a la experiencia, a los años hay que transmitir tranquilidad. Es un partido que hay que jugar con máxima intensidad, pero no desde la ansiedad ni la autopresión, rendimos bien si nos concentramos, si vamos al campo serios, sabiendo por encima de todo que dependemos de nosotros mismos, que no estamos con la necesidad de que haya un empate por allá o una derrota por acá eso es muy importante para nuestro tranquilidad» apuntó Aguirre.

Debido a esta circunstancia, a que el equipo depende de él mismo, el entrenador no estará pendiente de la radio. «En el anterior partido en el minuto 80 pregunté, no me contuve, pero esta vez prometo no hacerlo. Hasta este último partido no dependemos de nosotros mismos y ahora sí de verdad no estaré pendiente, también lo dije el otro día, ahora no preguntaré porque mientras hagamos nuestro tu trabajo no hace falta», indicó.

«El equipo está convencida de que puede ganar y mayor ilusión que quedarte en Primera no puede haber, hay estadios que se complican más o menos, pero repito que mayor ilusión que nosotros no puede tener nadie, dependemos de nosotros mismos, los otros pueden tenerla pero depende de otro resultado, eso me da confianza, no exceso de la misma, pero sí confianza», argumentó el entrenador del Mallorca. También se mostró convencido que Osasuna «no regalará nada» y que saldrá a competir como lo hizo el Rayo o el Sevilla ante el Mallorca.

Todos los jugadores van a viajar, incluso Amath y Sedlar, que ya están recuperados de sus lesiones. El único que no estará en Pamplona será Greif que se encuentra en su país tratándose de su lesión,