Imagen del acuerdo entre Real Mallorca y Transmed, naviera del Grupo Grimaldi, nuevo colaborador del club. | Redacción Deportes

0

El CEO de negocio del Real Mallorca, Alfonso Díaz, ha manifestado durante el acto de presentación de la empresa Trasmed, que no existe preocupación en el club por los últimos resultados que ha cosechado el primer equipo recordando que «estamos en una buena posición» y que todo el club está con «confianza».

Sobre el aforo de cara los próximos partidos debido a la pandemia del coronavirus, el ejecutivo del club se mostró «optimista» respecto a poder alcanzar el máximo permitido y que no se aplique ninguna rebaja en la Isla por lo que se pueda alcanzar el 80 por ciento del aforo o incluso el cien por cien de cara al partido del sábado ante el Levante. «Hoy mismo hemos hablado con responsables del Govern y este miércoles tienen una reunión interterritorial en la que se decidirá el aforo. Han entendido que necesitamos llegar al máximo permitido y seguro que nos lo van a dar. Somos optimistas», dijo Alfonso Díaz.

Noticias relacionadas

Respecto a la reforma del estadio, Díaz subrayó que se trabaja con varias empresas para decidir que campo se puede llegar a tener en el futuro con el único objetivo de tener una mayor experiencia para disfrutar del fútbol. «Hay unos fondos que se van a utilizar para muchas cosas, entre ellas el estadio, pero también para otros conceptos». Respecto a la opinión de la propiedad sobre esta cuestión, Díaz manifestó: «En estos días hemos hablado con los máximos accionistas sobre esta cuestión y hemos mantenido reuniones tanto internas como con gente que fuera que nos puede ayudar. Conocen que la velocidad de la administración pública aquí no es la misma que en Estados Unidos y son conscientes de ello. Saben las reglas del juego y la velocidad en las gestiones. Lo importante es tener claro qué queremos hacer y a partir de ahí agilizar lo antes posible todo con el Ajuntament». Sobre la capacidad final, Díaz dijo que «con un estadio como el que tenemos hoy acaba sobrando sitio, pero con unas instalaciones diferentes nos gustaría poder tener más abonados, más seguidores y poder poner a la venta más entradas el día del partido. Tenemos que irnos a un modelo, partiendo de la base que tenemos ahora en cuanto al número de asientos, que tengamos la capacidad en el futuro de crecer»

El Mallorca también se ha puesto en contacto con la Liga para que valore mejor los horarios de los partidos cuando estos se jueguen en Palma. Este pasado domingo, sin ir más lejos, se tuvo que atender a dos aficionados por golpes de calor. «Tanto el club como en lo que a mí me toca nos pusimos en contacto con las personas o familiares que sufrieron esos golpes de calor y están bien. Es una situación que no nos gusta. Lo fundamental es que se cumpla un mínimo de seguridad y ver el partido en condiciones adecuadas. El operativo de seguridad funcionó y las dos personas fueron atendidas y en cuanto al horario hemos hablado con la Liga porque estas circunstancias no se pueden volver a repetir». Añadió al respecto que «si las circunstancias no son las adecuadas para que se juegue un partido de fútbol hay que cambiar de horario. Ellos nos van comunicando los resultados que extraen tras valorar la previsión del tiempo y el otro día se dieron unas circunstancias de calor y humedad. Y desde el mismo domingo hablamos con ellos y esperemos que no vuelva a ocurrir».