Instante del partido de este domingo en Alicante. | C.CORTÉS

34

Un tanto de Lago Junior desde los once metros al estilo Panenka le ha dado un punto al Mallorca (1-1) en su visita al José Rico Pérez en un partido donde los locales han merecido más y han gozado de más y mejores ocasiones, pero por algo los bermellones son los líderes.

Se esperaba un buen partido de fútbol en el feudo del Hércules y no ha defraudado. Desde el pitido inicial los dos equipos se han lanzado a por la victoria, convirtiendo el partido en un intercambio de golpes. Los locales, obligados a la victoria para apurar sus opciones de playoff, ha salido algo mejor que los bermellones. Hasta cuatro saques de esquina han tenido los alicantinos en el primer cuarto de hora. Casi nada.

Inmersos en una ida y vuelta constante, Moha ha avisado en el 22. El disparo del futbolista cedido por el Barcelona al Hércules se ha topado con el palo de Reina. Pero como no podía ser de otra manera, y como estaba el partido, Lago ha respondido con un cabezazo muy desviado. Pero no sería lo único del africano en la primera mitad, porque cinco minutos después la ha tenido en un mano a mano con Falcón, pero el bermellón, muy escorado, no ha podido batir al portero local.

La bonita primera mitad para el espectador todavía nos tenía que ofrecer otro balón al palo del Hércules. En este caso ha sido de Juli. El veterano extremo ha intentado sorprender a Reina desde fuera del área tras un saque de esquina y ha estado a punto de hacerlo. Solo el larguero ha evitado un golazo.

El segundo acto ha empezado de manera frenética. Con un gol a los 30 segundos. Se habla de gol psicológico si se anota antes del descanso pero también lo es de esta manera, porque con la gente todavía tomando asiento después del intermedio, Moha anotaba después de un error de Raíllo en el despeje, que dejaba en bandeja el gol al marroquí.

Ese golpe ha afectado al Mallorca, que ha estado unos quince minutos en shock, con un Hércules dispuesto a seguir haciendo daño con José Fran en plan estelar. El extremo valenciano, ex del Albacete, ha dado un recital de cómo jugar por fuera y hacer daño al rival.

Vicente Moreno, consciente de lo que estaba pasando, ha movido el banquillo dando entrada a Bonilla por un desaparecido en ataque y, lo que es peor, en defensa Salva Ruiz y a Dani Ndi por James. Antes de los cambios el Hércules ha podido sentenciar pero esta Moha no ha estado acertado.

Los minutos pasaban y el Hércules seguía en modo ataque. Los bermellones solo podían acercarse al área rival a través de contras pero la defensa local se mostraba firme y amenazaba con contras y con gente como Juli, Moha y José Fran es demasiado riesgo.

Iniciada la cuenta atrás para el final Vicente Moreno 'castigó' a Abdón. Le retiró del campo después de otro mal partido y dio entrada a Álvaro Bustos. Delantero por extremo. El gijonés dio otro aire al equipo en los pocos minutos sobre el campo pero sin crear peligro sobre la meta de Falcón. En este escenario poco hacía pensar que iba a cambiar el marcador. Pero llegó la jugada polémica del partido en el 89. El colegiado vio un golpe de Samu sobre Bustos dentro del área y no dudó en señalar la pena máxima ante las protestas de los herculanos, que veían como se les escapa tres valiosos puntos.

Lago Junior tiró de galones y se erigió en el héroe bermellón al batir de Falcón. No de una manera cualquiera sino al estilo 'Panenka' para darle un valioso punto a su equipo, que no evita salir de este bache que lleva instalado desde hace cinco jornadas. Aun así sigue líder y ahora su más inmediato perseguidor es el Villarreal B después del empate del Elche en el feudo del Ebro.