El entrenador del RCD Mallorca, Michael Laudrup, momentos antes del inicio del partido. | Montserrat T. Diez

6

Michael Laudrup reconoció al término del partido que temía especialmente el encuentro contra el Sporting y el resultado le dio la razón. El técnico danés apuntó también que los próximos tres partidos que debe afrontar el equipo a partir de ahora, -Osasuna, Athletic Club y Real Sociedad- serán determinantes para saber si se puede llegar a final de temporada con tranquilidad o por el contrario se va a sufrir. «En los últimos dos partidos jugamos bien ante rivales muy fuertes. En el Bernabéu pese a perder salimos reforzados por la gran actuación, pero al final son cero puntos y hoy hemos vuelto a perder y a no marcar. Son tres partidos en los que no marcamos goles», recordó el entrenador del Mallorca.

Laudrup no tenía queja respecto a la actitud que exhibió ayer su equipo ante el Sporting. «Ha habido buena intención, también actitud, no puedo decir que he visto relajación en los jugadores. En los últimos dos goles hemos tenido que forzar mucho y el tercero ha llegado muy rápido después del segundo y nos ha cortado las piernas», señaló el preparador del conjunto balear.

Sin embargo, el danés se mostró muy realista al insistir que, pese a las buenas actuaciones anteriores, «los hechos son hechos y son tres partidos, cero puntos y cero goles», precisó.

Noticias relacionadas

Sobre la posibilidad de que el club fiche a un delantero antes de que el lunes por la noche expire el plazo de fichajes, Laudrup dijo mostrarse confiando en la llegada, como mínimo de un refuerzo para la zona má avanzada del campo. «Estoy muy confiado en el trabajo que está haciendo el club. Cavenaghi se ha ido, no creo que vuelva y me imagino que va a llegar otro. Víctor está fuera dos o tres meses y hoy han jugado Pierre y Sergi. Las malas noticias nunca vienen solas y ahora perdemos a tres jugadores contra Osasuna, por eso he cambiado a Pereira porque podían haber sido cuatro los futbolistas titulares ausentes en Pamplona», comentó el técnico mallorquinista.

El entrenador danés insistió en que hasta el martes no quiere hacer más comentarios respecto a la posibilidad de que el Mallorca se refuerce en el mercado de invierno. «El martes tendremos más hechos para valorar, seguro». Laudrup negó que su equipo no saliese motivado contra el Sporting e insistió en que estos próximos días tendrá que hacer un trabajo psicológico importante para poder afrontar un choque muy complicado en El Reyno de Navarra.

Por su parte Manolo Preciado se mostró muy feliz por la goleada cosechada ayer contra el Mallorca. «Vi cómo jugó mi equipo en Coruña y Santander y no ganábamos, el fútbol son dinámicas y el Mallorca ha tenido dos mano a mano, dos jugadas claras que en otro partido cuando estás en racha las metes y nosotros la primera que hemos tenido la hemos marcado. Nos vemos capaces de hacer cosas que hace un mes no nos salían o no nos atrevíamos a hacer. Teníamos la asignatura pendiente de ganar fuera y la victoria en Palma ha sido clara», manifestó el preparador del Sporging.