El jugador del Palma Futsal Eloy Roja controla una pelota en Son Moix. | M. À. Cañellas

1

El Palma Futsal quiere empezar a marcar su territorio en Son Moix, donde hoy (20:30) recibe al subcampeón de liga, el Levante. Tras su estreno triunfal en casa frente al defensor de la corona, el Barça, y caer la pasada jornada ante el Córdoba, el conjunto de Ciutat aspira a conseguir una victoria que comience a blindar el Palau como su particular fortín.

Los hombres de Antonio Vadillo, que volverá a estar en el banquillo tras cumplir dos partidos de sanción, pretenden recuperar la versión exhibida en la primera jornada del campeonato ante el Barcelona ante otro rival de entidad. No en vano los granota acariciaron el título la pasada temporada y se ganaron el derecho a disputar competición europea, lo que precisamente le llevó a adelantar el partido de la próxima jornada.

La principal novedad en la escuadra verde pistacho será Cainan, que igual que Vadillo, deja atrás sus dos partidos de sanción para reforzar un grupo en el que todavía no está en condiciones de debutar Chaguinha, única baja de los locales para el partido.

Referencia

El precedente de la espectacular puesta en escena ante el Barcelona es la referencia sobre la que trabajan los isleños para redimirse de la derrota sufrida ante el Córdoba. El mensaje que resuena en la caseta mallorquina es la obligatoriedad de rendir al cien por cien durante los 40 minutos para imponerse ante un rival que atesora potencial de sobra a pesar de haber arrancado el curso de forma irregular.

El Levante llega a la cita después de haber estrenado su casillero de victorias a costa del Burela en el partido adelantado de la cuarta jornada. Los de Diego Ríos cayeron (3-0) en la primera jornada ante el Valdepeñas y firmaron tablas (2-2) en casa ante Jimbee Cartagena antes de esbozar su primera sonrisa.

El encuentro supondrá la vuelta a la que fue su casa del internacional marroquí Hamza Maimón, que será homenajeado por el Palma Futsal como es habitual con sus exjugadores. El club mallorquín prepara un acto simbólico con la entrega de un cuadro al que fuera su futbolista entre 2018 y 2021 en agradecimiento a las tres temporadas que defendió la camiseta balear.