Imagen de la presentación en Cort del IX Ciutat de Palma de fútbol sala. | Pere Bota

0

Uno de los grandes partidos de la Liga Nacional de Fútbol Sala vive este miércoles (17:00/LaLigaTV y web IB3) en Son Moix un nuevo episodio, aunque esta vez será con motivo del Trofeu Ciutat de Palma-Grupo OSA. Y es que el Barcelona visita al Palma Futsal en un choque que será un test de pretemporada inmejorable para calibrar la progresión de dos equipos que se han habituado a enfrentarse en eliminatorias de relumbrón.

«Es un trofeo de lujo teniendo en cuenta el rival, el Barça, que es el campeón de la liga y teniendo en cuenta el nivel de nuestro equipo, que lo ha demostrado en el Memorial Miquel Jaume», ha apuntado este martes Dani Fiol, responsable del área institucional del Palma Futsal, que tratará de prolongar su condición de invicto.

Aunque ambos contendientes no pueden contar con sus internacionales que están disputando el Mundial, el cartel es inmejorable y supondrá la última oportunidad para ver a los hombres de Vadillo en Son Moix antes del inicio de la competición liguera el fin de semana del 10 de octubre.

El alcalde de Palma, José Hila, calificó el club como «un proyecto deportivo ejemplar» y alabó la labor del que fuera fundador y presidente de la entidad, Miquel Jaume. «Tenemos que agradecerle en nombre de la ciudad todo el trabajo que hizo y por hacer posible tener un equipo de primer nivel», apuntó.

La presentación del torneo ha tenido lugar este martes en Cort y también contó con la presencia, entre otros, del presidente de la Federació de Futbol de les Illes Balears, Miquel Bestard, el director general del Grup OSA, Óscar Salinas, el técnico del Palma Futsal, Antonio Vadillo, y los capitates del equipo Tomaz Braga y Carlos Barrón.