El estadounidense Daniel Cnossen, durante una prueba. | Reuters

0

La esquiadora mallorquina Úrsula Pueyo concluyó en la undécima posición su participación en el gigante de pie, última prueba en la que ha participado un deportista español en los Juegos Paralímpicos de invierno de Sochi, que han concluido este domingo, con Rusia como clara dominadora del medallero

Pueyo, en una jornada complicada por el viento que sopló en el centro alpino de Rosa Khutor, acabó decimotercera en la primera manga, pero mejoró su tiempo en la segunda, concluyendo décima, lo que le permitió mejorar su clasificación final.

Con el concurso de la esquiadora mallorquina, España pone fin a su participación en estos Juegos, en los que ha cosechado tres medallas, oro en descenso, plata en eslalon y bronce en la súper combinada, todas ellas en discapacitados visuales, además de cinco diplomas.


Medallero

Los Juegos terminaron con Rusia como dominadora indiscutible desde el primer día y consiguiendo la mejor actuación de su historia, con un total de 80 medallas, de ellas 30 de oro.

Estos Juegos han sido los que han contado con más participantes de la historia, con un total de 45 países, y es el que más medallas ha repartido, con un total de 216, de las que los rusos se han llevado más de un tercio, un porcentaje que se eleva considerablemente si se ciñe a las pruebas nórdicas, donde su hegemonía ha sido absoluta.

España ha finalizado su participación de Sochi en decimotercera posición, merced a las tres medallas logradas, una de cada metal, además de cinco diplomas, lo que le permite repetir la clasificación conseguida hace cuatro años en Vancouver.

El podio final lo completan Alemania, con 9 medallas de oro, mientras que Canadá le ha arrebatado en la última jornada el tercer escalón del podio a Ucrania, con un total de 7 preseas doradas.

El gran protagonista individual en el medallero ha sido el ruso Roman Petushkov, ganador de seis oros, entre pruebas de esquí de fondo y biatlón, y que en la última jornada no pudo conseguir el pleno, tras finalizar cuarto en la prueba de 10 kilómetros sentado.

En féminas, la reina de Sochi ha sido la alemana Anna Schaffelhuber, quien se colgó el oro en las cinco pruebas de esquí alpino en la modalidad de sentado.

Respecto a la participación española, Jon Santacana y Miguel Galindo se impusieron en el descenso para deficientes visuales en la primera jornada y sumaron una plata en descenso; mientras que Gabriel Gorce y Arnau Ferrer se colgaron la medalla de bronce en la súper combinada.