Trío histórico: por primera vez, en un partido de la selección española de baloncesto se darán cita tres jugadores baleares,Rudy Fernández, Sergio Llull y Alberto Corbacho. | Agencias

0

La selección española de baloncesto inicia la singladura hacia la reconquista y defensa de su título de campeona de Europa, con las miras puestas en el Eurobasket de Eslovenia, que arranca el próximo 4 de septiembre. El equipo de Juan Antonio Orenga (que se estrena en su cargo como nueco responsable del equipo español) se enfrentará a un rival asequible como es Polonia (22:00) en Castellón.

El de hoy será el séptimo partido en su historia que España juega en Castellón. Todos los anteriores, igual que éste, fueron amistosos y destaca el primero jugado el 8 de junio de 1993 en el que se pudo con Estados Unidos (85-83). El balance en Castellón es de cinco triunfos (Estados Unidos, Ucrania, China, República Checa y Letonia) y una sola derrota (Canadá).

En la ciudad levantina podrán debutar hasta cuatro jugadores (Pablo Aguilar, el mallorquín Alberto Corbacho, invitado en la puest de punto de la selección, Nacho Martín y Xavi Rabaseda), además de ser el primer partido al frente de la selección de Juan Antonio Orenga.

Muchos de los jugadores del equipo de este año ya saben lo que es jugar y vencer ante Polonia porque ninguno conoce la derrota: Rudy (4), Marc Gasol (4), Calderón (3), Ricky (3), Mumbrú (3), Claver (3), Llull (3), Sergio Rodríguez (1) y San Emeterio (1).

Estadística
Si se produce el debut de los cuatro jugadores de España aún inéditos completaran 274 históricos que hayan vestido aunque sea una vez la roja en categoría absoluta en un partido internacional.

Sin duda, por encima de todos, el primer amistoso será especial para Juan Antonio Orenga ya que debutará como seleccionador en su casa, en Castellón de la Plana. Víctor Claver, valenciano, también comparte Comunidad Autónoma de nacimiento con su entrenador y también será especial.
Pero a nivel de representación balear, el España-Polonia de esta noche marcará un punto de inflexión. Y es que, por primera vez en la historia, tres jugadores de las Islas coincidirán en el equipo absoluto. Es el caso de dos efectivos ya consolidados, como son Rudy Fernández y Sergio Llull, a los que se ha unido en la fase de preparación el alero palmesano del Blusens Monbus Alberto Corbacho, que hoy podría unirse a la lista de internacionales si Orenga le da la oportunidad de debutar con la Ñ. Igualmente, para Rudy será una oportunidad de sumar internacionalidades en su desafío personal por superar las 161 de otro mallorquín, Rafa Rullán, aunque para ello, el escolta del Real Madrid tendrá que jugar otros catorce partidos con España para igualarle, pudiendo superar ese registro durante el Eurobasket de Eslovenia.

Rudy se estrena como capitán
El escolta mallorquín Rudy Fernández, nuevo capitán de la selección española, dejó claro que el objetivo del equipo es «hacer historia y ganar el tercer oro consecutivo» en el Europeo y apuntó el camino para lograrlo, «correr más y ser imprevisibles». «Las sensaciones son buenas, nos estamos adaptando un poco a lo que quiere Juan (Orenga, el seleccionador), aunque es cierto que nuestra forma de jugar se parece a lo que hemos estado haciendo estos últimos años. Las incorporaciones están cogiendo el ritmo, la idea de juego y todo muy positivo», dijo Rudy. «Tenemos ganas de empezar los amistosos, porque lo que nos gusta es competir y estamos preparados para eso», siguió el alero.