El pívot de la selección española de baloncesto Serge Ibaka junto a sus compañeros, en una imagen de archivo. | Efe

0

El Real Madrid ha confirmado el fichaje inmediato del pívot hispano-congoleño Serge Ibaka, al menos por dos meses, para suplir la baja del serbio Novica Velickovic.

El pívot, procedente de Oklahoma City Thunder, queda vinculado al club durante los dos próximos meses, a expensas de una posible resolución del cierre patronal de la NBA.

Ibaka, de 2,07 metros y 22 años, podría jugar este mismo fin de semana ante el Gran Canaria 2014, porque se espera que de inmediato vuele a Madrid desde Estados Unidos donde se encontraba entrenando desde hace más de un mes.

El pívot tendrá cláusula de salida por si se resuelve de forma repentina el 'lockout' (cierre patronal) de la NBA, aunque se confía en que pueda permanecer bajo la disciplina blanca al menos dos meses.

También se contempla la posibilidad de que caso de que se suspendiera la temporada en la competición estadounidense pudiera permanecer todo el año en el Real Madrid, que tenía una ficha libre en su plantilla.

Ibaka, campeón de Europa en Lituania con la selección española el pasado mes de septiembre, tiene contrato con Oklahoma hasta 2013, donde no llega al millón de euros brutos, y en el Real Madrid podría cobrar unos cien mil euros al mes, una cantidad ligeramente superior a la que cobra en la NBA.