Agentes de la UFAM procedieron a la detención de la pareja. | Alejandro Sepúlveda

Maltrato infantil. Agentes de la Unidad de Atención a la Familia (UFAM) de la Policía Nacional han detenido a una pareja acusada de maltratar a su bebé de tan sólo dos meses de edad. Los hechos se remontan al pasado día 5 de octubre cuando el padre de la niña llevó a la pequeña hasta un centro médico. El facultativo no tardó en darse cuenta de que se trataba de un claro caso de maltrato y activó el protocolo de actuación. La niña tenía hematomas por todo el cuerpo, el fémur fracturado y varias lesiones graves por todo el cuerpo.

El padre trató de justificarse diciendo que todo era fruto de un accidente, alegando que la niña dormía con ellos y que la aplastó de forma involuntaria. También dijo a la pediatra que le daba «mordisquitos» cariñosos y que posiblemente eso también fue objeto de algunas marcas. Cuando el médico forense inspeccionó las heridas certificó que esas marcas no correspondían a ninguna lesión por aplastamiento y que los daños se habían producido también con algún tipo de objeto. Es más, las fracturas y marcas se produjeron de forma distante en el tiempo.

Poco después, se revisó el expediente médico de la niña y se detectó que, hace un mes, ya la llevaron al PAC de un pueblo del migjorn de Mallorca donde residen de forma habitual porque, supuestamente, la bebé se había atragantado con una toallita provocando un episodio de asfixia. Por ese motivo, justificaron en aquella ocasión los hematomas en la espalda alegando que le habían dado unos «golpecitos» para que expulsara el objeto.

Ante estas evidencias, los agentes de la UFAM, procedieron a su detención y los padres han sido puestos a disposición judicial. En principio, el progenitor está acusado de un delito de maltrato infantil con resultado de lesiones graves. La madre, fue arrestada por un delito de omisión.