Operación contra el tráfico de drogas y animales en Palma. | Alejandro Sepúlveda

4

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía, Guardia Civil y Policía Local de Palma realizaron a primera hora de este jueves una operación conjunta contra el tráfico de drogas y el maltrato animal. El operativo estuvo centrado en una finca rústica ubicada en el Camí Fondo, en la zona de Son Malferit, en Palma. Durante la actuación policial se detuvieron a un total de siete personas, algunas de ellas con antecedentes previos. A cuatro de ellos se les imputa un presunto delito de tráfico de drogas y seis de ellos se enfrentan a una acusación de maltrato animal.

Tras una exhaustiva investigación policial, los agentes de los tres cuerpos participantes irrumpieron en el interior de una finca rústica escondida junto a la autopista de Llucmajor, en la parte posterior del parque de bomberos. Concretamente, se practicaron cinco registros domiciliarios y anexos, desmantelando dos plantaciones de marihuana e interviniendo diversas cantidades de sustancia al parecer marihuana y hachís.

Uno de los hallazgos más llamativos fue la localización de un criadero de animales. En el interior de la finca, los policías encontraron una gran variedad de especies. Rápidamente, se solicitó la presencia de los veterinarios de Natura Park mientras que los expertos del Servicio de Protección a la Naturaleza de la Guardia Civil (SEPRONA) tomaban nota de todas las incidencias para la confección del correpondiente atestado policial. En el recinto se localizaron un total de 150 gallos, 56 perros, muchos de ellos de raza potencialmente peligrosa (PPP), un cerdo vietnamita, caballos, peces que incluso los expertos tienen dificultades para identificar especie, y una piraña.