La Guardia Civil movilizó al ‘Cuco’ para trasladar el cadáver hasta el campo de fútbol de la localidad. | Guardia Civil

8

Un hombre de 62 años de edad falleció este viernes por la mañana en una finca de Sóller tras caer desde seis metros de altura, cuando estaba encaramado a un pino. Cuando los equipos médicos llegaron a la propiedad, de complicado acceso, ya no pudieron hacer nada por él.

De acuerdo con los datos facilitados desde el 061 y la Guardia Civil, el accidente ocurrió sobre las diez y cuarto de la mañana, cuando el cazador estaba cortando una rama y, por causas desconocidas, cayó contra el suelo. La finca Son Mico, donde ocurrió el accidente, no es de fácil acceso y los bomberos tuvieron que trasladar a un médico del centro de salud hasta allí, para que llegara cuanto antes.

Ya había muerto

Pese a todos los esfuerzos de los equipos sanitarios, el hombre ya había fallecido y no pudieron hacer nada para reanimarlo. El impacto le provocó lesiones críticas en distintas partes del cuerpo.

La Policía Local de Sóller acudió a la finca, así como la Guardia Civil, que se hizo cargo de la investigación e identificó a la víctima mortal como Pep F., nacido en 1958 y vecino de Sóller. Los agentes buscaron a los responsables de la propiedad para conocer los detalles del accidente. Este sábado por la mañana estaba previsto que se le practique la autopsia para confirmar la causa de la muerte.