La Policía Nacional envió a varias patrullas a la Platja de Palma el jueves. | T. Ayuga

7

A golpes de boya. La Policía Nacional ha detenido a un socorrista ucraniano de 27 años que golpeó a un compañero en la cabeza con una boya ‘torpedo’ –que utilizan para rescatar a personas a punto de ahogarse– y le causó heridas graves.

Según ha podido saber este periódico, los hechos ocurrieron sobre las 17.40 horas de este jueves, cuando unos testigos llamaron a la centralita de emergencias alertando de que un socorrista había caído de una torreta de vigilancia de la Playa de Palma, a la altura del Balneario 14.

Información errónea

En realidad, no había sido así, pero en esos momentos era lo que creían las personas que pedían ayuda. Cuando una patrulla llegó al lugar descubrió que la víctima, un socorrista de origen italiano de 32 años, había sido golpeado por un compañero. Ambos habían discutido por una cuestión laboral, en la arena, y el pique fue a más hasta que supuestamente la víctima cogió por el cuello a su compañero, que le golpeó con la boya ‘torpedo’ antes de que el otro le propinara un puñetazo en el rostro.

El herido, en un primer momento, quedó conmocionado y sangró, pero se pudo incorporar y se marchó caminando, en dirección a Can Pastilla. Sin embargo, el golpe en la cabeza había sido muy fuerte y poco después se desplomó y convulsionó.

Hasta ese balneario se desplazó una ambulancia, que intubó al socorrista porque su estado estaba empeorando de forma inquietante. Después, lo trasladaron hasta la UCI del hospital de Son Espases en estado grave, aunque afortunadamente su evolución fue positiva y pudieron subirlo a planta.

Los agentes han tomado declaración al menos a un testigo de la pelea, que intentó mediar entre los dos socorristas sin éxito.