La policía estima que hay más de 40 víctimas de la estafa en Manacor

|

Valorar:

Imágenes policiales del momento de la detención y registro domiciliario de uno de los arrestados.

Agentes de la Policía Nacional detuvieron la semana pasada a tres personas por integrar un grupo criminal dedicado a las estafas. Se trata de un hombre de 37 años, su pareja -una mujer de 42 años-, así como el tercer miembro, un hombre de 42 años. Uno de los hombres es el director de una conocida entidad bancaria de Manacor.

Desde principios del año 2020 se detectaron operaciones fraudulentas que tenían unas características en común y que consistía en la formalización fraudulenta de líneas de crédito con reconocidas entidades financieras, en la que se utilizaban datos de terceras personas sin que éstas tuvieran conocimiento ni lo hubieran autorizado.

Una vez realizaban los contratos mercantiles y obtenido el dinero, dirigían las transferencias a cuentas que el grupo criminal manejaba y extraía el efectivo en cajeros automáticos. De igual modo se llevaban a cabo compras online, recogiendo la mercancía en diferentes direcciones de la Isla.

Durante la investigación se observó la existencia de un ‘modus operandi’ definido y recurrente por el abrían de forma online cuentas bancarias y solicitaban líneas telefónicas prepago para dirigir petición de línea de crédito/compra financiada a las entidades de crédito, aportando esta documentación obtenida fraudulentamente y una nómina falsificada, a fin de dar fianza de los ingresos del que sería el titular del préstamo.

Una vez realizado este trámite, indicaban que se realizasen las transferencias a una cuenta que el grupo manejaba a nombre de las víctimas, sin conocimiento ni autorización, tras lo que, disponiendo del dinero, era retirado en efectivo en cajeros automáticos.

De igual modo realizaban compras financiadas de modo telemático, pedido que se debía entregar en una dirección facilitada, si bien eran recogidos por los investigados en la propia vía pública, tras contactar con los repartidores a través de los números de teléfono prepago aportados, perdiendo así el rastro de la mercancía.

Documentación falsificada

Los agentes pudieron comprobar cómo en las operaciones financieras se aportaba documentación falsificada de las víctimas y que existía un punto en común de todas ellas, en concreto, que tenían o habían tenido en el pasado cuenta en una misma entidad bancaria, por lo que los investigadores sospecharon que alguien de esa entidad les pudiera facilitar los datos e información necesaria para poder llevar a cabo la estafa.

Los investigadores tuvieron la ayuda inestimable de la entidad financiera y después de una laboriosa investigación, pudieron identificar a un empleado, concretamente a un director de una sucursal bancaria de Manacor, obteniendo indicios y pruebas que le vinculaban con los hechos.

Finalmente, los agentes del grupo de Delincuencia Económica y Delitos Tecnológicos, tras varios dispositivos de búsqueda, procedieron a la detención el pasado martes en Sa Pobla de los dos principales investigados como presuntos autores de delitos de estafa, usurpación de estado civil, falsedad documental, pertenencia a grupo criminal, delito contra la seguridad vial, atentado a agente de la autoridad y daños.

Ambos pasaron a disposición judicial, decretándose su ingreso en prisión provisional. Posteriormente los agentes pudieron localizar al tercer investigado, el director de la entidad bancaria y procedieron a su detención el pasado jueves en Manacor.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

De momento no hay comentarios.