La Guardia Civil arrestó al sospechoso horas después.

48

La Guardia Civil de Inca ha detenido a un hombre de 35 años de edad acusado de violar a una chica de 19 la noche del pasado viernes en Lloseta. Los hechos tuvieron lugar en plena calle. La víctima acudió a cenar a un local del pueblo con un amigo sobre las 22.00 horas. Salieron minutos después de la medianoche del establecimiento, fueron sorprendidos por la Policía Local y les pidieron la documentación por saltarse el toque de queda. Tras esto, el amigo de la chica se marchó del lugar contrariado por lo que acababa de ocurrir con los agentes. La joven se quedó sola.

Invitación

Noticias relacionadas

En ese momento apareció un hombre que había conocido poco antes. Este se ofreció a llevarla a casa. Visto la hora que era y que vivía muy cerca de allí aceptó la invitación. Antes de emprender la marcha, el varón intentó besarla. Según fuentes judiciales, la chica le rechazó y el sospechoso le golpeó con el casco de moto que portaba en la cabeza, dejándola semiinsconsciente en el suelo. Y allí la agredió sexualmente sin que la víctima pudiera evitarlo. Cuando recuperó el conocimiento se marchó a casa. A la mañana siguiente, la joven le comentó lo que había ocurrido a su madre. Sabía quién había sido.

Conmoción en Lloseta por la violación de la joven de 19 años en un descampado Conmoción en Lloseta por la violación de la joven de 19 años en un descampado

Ambas acudieron al cuartel de la Guardia Civil de Inca a relatar lo que horas antes había tenido lugar. Y se activó el protocolo para estos casos. Un médico exploró a la presunta víctima, que presentaba un desgarro vaginal y hematomas en varias partes de su cuerpo. El hombre, tras la declaración de la chica, fue arrestado poco después.