El fuego ha calcinado 300 hectáreas.

6

El incendio del parque natural de S'Albufera sigue activo este sábado. Los efectivos de emergencias siguen trabajando por tierra y aire para controlar el fuego que ya ha calcinado 300 hectáreas, principalmente de un área natural poblada de carrizo y cañas.

El fuego que se inició este viernes, poco antes de las 18 horas, también ha provocado grandes daños materiales. El incendio, de nivel 1, ha afectado a tres casas y ha provocado daños en el exterior de otras dos, según el servicio de emergencias 112.

El incendio afecta principalmente al parque natural de S'Albufera, ha señalado su director, Maties Rebassa en IB3-Ràdio. Según ha explicado, entre el 80 % y el 90 % del terreno arrasado por las llamas se encuentra dentro de esta zona protegida.

Por ahora se han quemado casi 300 hectáreas, por lo que es una extensión «muy considerable» teniendo en cuenta que se trata de un parque natural. Por tanto, «el efecto del incendio es más notorio» que si las llamas hubieran afectado a una zona no protegida, ha añadido.

Durante la mañana de este sábado están trabajando en la zona nueve aviones y helicópteros. Dos aviones anfibios se han incorporado este sábado procedentes de la Península para frenar el avance de las llamas, que comenzaron en el Camí de S'Amador. En total trabajan en la zona unos cien profesionales y 35 medios terrestres de distintos cuerpos de extinción de incendios.

Noticias relacionadas

Por su parte, el conseller de Medio Ambiente, Miquel Mir, y el director general del Instituto Balear de la Naturaleza (Ibanat), Joan Ramon Villalonga, se encuentran desde primera hora de este sábado en el puesto de mando en Ses Cases de Son Sant Martí, en el Camí des Pouetó.

Villalonga ha declarado que el incendio tiene dos frentes, uno que avanza hacia la depuradora de Muro y otro hacia el parque natural de S'Albufera. Todos los trabajos de extinción se centran en frenar las llamas en estos focos.

Una veintena de casas, principalmente segundas residencias, tuvieron que ser desalojadas, si bien a ninguna persona se le tuvo que buscar un lugar para dormir.

La presidenta de Baleares, Francina Armengol, ha mostrado este sábado «todo su apoyo» a los vecinos afectados y a los equipos contra incendios. «Todo el apoyo a los vecinos afectados y mucha fuerza a los efectivos que luchan para extinguir el fuego y minimizar los daños en el parque natural de S'Albufera», ha escrito la presidenta en un tuit.

Armengol ha resaltado el «intenso trabajo» realizado durante la pasada noche y asegura que seguirá «muy atenta» a la evolución de las tareas de extinción.

Se trata de uno de los peores incendios que ha afectado a la Isla en los últimos años. Por el momento, se ha abierto una investigación para determinar las causas.