Un policía participa en la redada de material sanitario realizado en el interior de una nave del polígono del Tambre en Santiago de Compostela. | XOÁN REY

7

Las mascarillas ‘mallorquinas’ robadas en una nave industrial del polígono del Tambre, en Santiago de Compostela, acabaron en el mercado negro en Portugal. Esta es una de las principales hipótesis que barajan los investigadores, según publica El Correo Gallego.

El material pertenecía a la empresa mallorquina Oxidoc, que presidía Miguel Vaquer Gelabert. Esta sociedad, que presentó concurso de acreedores por un pasivo de 37,5 millones de euros en 2012, llegó a contar con 170 trabajadores.

El concurso lo tramitó el Juzgado de lo Mercantil número 1 de Palma y ya está en fase de liquidación, es decir, están vendiendo los bienes que le quedan a la empresa. La administración concursal corre a cargo de un despacho de abogados de la ciudad que fue quien detectó el posible robo y lo denunció de inmediato. Los letrados han rechazado hacer declaraciones al respecto.

El detenido por el robo, J. C., encargado de vender la nave, fue detenido y se encuentra en libertad con cargos. Entre el material había dos millones de mascarillas, batas o guantes que se entregaron a una empresa portuguesa sin su envoltorio original, que fue retirado por el sospechoso con la finalidad de ocultar su procedencia.

Noticias relacionadas

Los investigadores de la Policía Nacional dudan de que una institución o una firma sanitaria se interesara por unos efectos que carecen de garantías y de los que se desconocía su fecha de caducidad, que venció hace unos cinco años.

La supuesta operación de transporte del material sanitario se habría producido a principios del pasado mes de febrero coincidiendo con los primeros casos de coronavirus en España. La Europol anunció que trabaja para localizar en Portugal el destino de la totalidad del material sanitario sustraído en la nave de Galicia.