Barcelona

La autopsia indica que la niña de Mataró fue asesinada

| Mataró, Barcelona |

Valorar:

Los Mossos d'Esquadra investigan la muerte violenta de una menor de 13 años en Mataró (Barcelona) este domingo, han explicado este lunes a fuentes policiales. La principal hipótesis con la que trabajaba la policía es que se tratataba de un homicidio, lo que parece confirmado tras los resultados de la autopsia avanzada por 'La Vanguardia' y TVE.

Los Mossos d'Esquadra tratan de averiguar qué sucedió el domingo en la vivienda de Mataró (Barcelona) en la que fue encontrado el cadáver de una menor de edad, de 14 años, con una herida de arma blanca en el cuello.

La policía de la Generalitat busca desde el hallazgo del cadáver al hermano de la joven, de 16, de quien nadie tiene pistas desde el mismo domingo. Según fuentes policiales, también tiene previsto interrogar a la madre, la cual se encontraba de viaje en su país de origen, Rusia, cuando sucedieron los hechos, y que ha regresado a España este mismo lunes.

La primera inspección ocular hizo que el forense apuntara a la la posibilidad de que se tratara de un suicidio. Una tesis que fue perdiendo peso conforme avanzaron las horas. Según fuentes policiales, la menor no había dado muestras de tener problemas personales y tenía una vida que los agentes consideran «normal». La desaparición del hermano fue otro de los elementos que levantó sospechas, aunque los investigadores esperarán hasta interrogarle para situarle como sospechoso.

El cadáver fue localizado a las 22.00 de la noche del domingo. Dos conocidos de la familia acudieron a la vivienda, en el barrio de Cerdanyola de la capital del Maresme, después de que la madre les pidiera que fueran a comprobar cómo estaban sus hijos. Según explicaron fuentes policiales y avanzó la Cadena Ser, la mujer llevaba más de un día sin tener noticias, por lo que pidió a sus conocidos que intentaran averiguar qué pasaba.

Tras entrar, uno de ellos encontró en una de las habitaciones el cuerpo sin vida de la menor. Según explicaron vecinos a medios de comunicación, la habitación de la menor estaba llena de sangre, con restos en la cortina y las sábanas. El juzgado de Mataró ha asumido el caso y ha declarado el secreto de sumario hasta que los Mossos logren establecer lo que sucedió.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.