Caso Gabriel, el niño asesinado en Níjar

Ana Julia Quezada no podrá cumplir una eventual condena en la República Dominicana

| Madrid |

Valorar:
Un furgón policial traslada a la autora confesa de la muerte del niño Gabriel Cruz.

Un furgón policial traslada a la autora confesa de la muerte del niño Gabriel Cruz.

Efe

Ana Julia Quezada, la mujer de origen dominicano y de 43 años presunta autora de la muerte de Gabriel Cruz, no puede ser expulsada de España a República Dominicana para cumplir condena en su país de origen porque tiene la nacionalidad española.

Quezada, que ha confesado la autoría del crimen ante la Guardia Civil y ante el juez, ha sido enviada a prisión provisional, comunicada y sin fianza este jueves 15 de marzo, acusada de acabar con la vida del niño de ocho años al que se le perdió la pista el pasado 27 de febrero y que, tras 12 días desaparecido, fue hallado muerto.

Tras su confesión, se lanzó una iniciativa popular que cuenta con más de 400.000 firmas de apoyo, para que sea reclamada por la Justicia de República Dominicana y «obligada a cumplir pena de prisión perpetua» en alguna de las cárceles de ese país.

Sin embargo, expertos en Derecho Penal y en Extranjería han explicado a Europa Press que no es posible que Quezada, a quien se le expidió el Documento Nacional de Identidad (DNI) el 20 de noviembre de 2008, sea enviada a su país cuando haya una sentencia condenatoria firme.

El coordinador de los Servicios de Extranjería y Asilo del Colegio de Abogados de Madrid, el abogado Marcelo Belgrano, ha explicado a Europa Press que «en absoluto podría ser posible». Según ha precisado, es «indispensable» ser extranjero para poder ser expulsado a raíz de una condena, además de que exista un convenio bilateral sobre ejecución de sentencias y cumplimientos de condena.

«No hay españoles de primera y de segunda», ha subrayado el abogado, insistiendo en que Quezada es española al tener la documentación. «Decir que cumpla condena fuera porque su origen es de otro país me parece triste», ha remarcado, para después incidir en que «no hay ningún motivo por el que un español deba cumplir una condena fuera de España».

En este mismo sentido se ha pronunciado el abogado experto en derecho penitenciario, Carlos García Castaño, que sostiene que «no se podría» expulsar a ninguna persona con nacionalidad española porque el artículo 89 del Código Penal «no contempla el supuesto de expulsión de españoles».

Además, según ha explicado a Europa Press, en virtud de este artículo, la posibilidad de sustituir la condena a una persona extranjera por la expulsión se contempla únicamente para delitos penados con menos de cinco años. «Cumplirá su condena en España y no hay nada más que hablar», ha incidido la experta Noemi Alarcón, integrante de la Subcomisión de Extranjería del Consejo General de la Abogacía Española.

Así pues, en el caso de que Quezada fuese extranjera -a quien el juez imputa los delitos de asesinato, de detención ilegal y contra la integridad moral- la sustitución automática de la pena por la expulsión no sería aplicable. Si la pena impuesta es superior a 5 años, el juez acordará que el condenado cumpla en España la totalidad o la mayor parte de la pena.

En este sentido, ha manifestado que cuando se sustituye una condena por expulsión es porque ese «destierro» se entiende que es también una pena: «No deja de ser un castigo», ha remarcado a Europa Press, insistiendo en que Quezada, al ser española, cumplirá condena en España.

En los archivos de la Dirección General de la Policía sobre Ana Julia consta que el 17 de mayo de 1993 se le expidió el visado y que el 16 de junio de 1994 se le concedió la residencia por familiar comunitario, al casarse en España con hombre. El 20 de noviembre de 2008 se le expidió el Documento Nacional de Identidad.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Cnutrio
Hace más de 3 años

El peor problema de la economía española es el déficit fiscal.....y, aún así, tenemos que gastar en sujetas con ésta que no vienen a dar, sino a quitar (vidas y haciendas, nunca mejor dicho). Habría que poner algún impuesto a los buenistas....y a los tontos en general..así tendríamos sobradamente resuelto el déficit fiscal.

Valoración:5menosmas

carlota
Hace más de 3 años

NO es que hayan españoles de primera o de segunda, es que haya españoles nacidos aquí y españoles por conseguir nacionalidad, creo que ya sería hora que se miraran ciertas leyes, el hecho de conseguir una nacionalidad por matrimonio que después no existe no significa que se debe otorgar para siempre, si es una persona honrada se lo gana a pulso ser español pero si es un delincuente que solo ha venido a lucrarse y como se ve en esta señora a hacer el mal, se debería retirar la nacionalidad más que nada por respeto a los demás que si son personas honorables y han venido con deseo de hacer su hogar este país, así que no me valen las excusas de abogados o fiscales o quien quiera, son nacionalizados y debería haber la condición que no delincan, si es así retirada de nacionalidad. Y más en casos de asesinos tan fríos como ha demostrado esta señora, es una protección del propio país sacar a estos personajes de aquí

Valoración:7menosmas

Flori
Hace más de 3 años

Si hubiera que extraditar a todos los españoles presos en Latinoamérica habría que crear cárceles nuevas, porque no cabrían tantos.

Valoración:-12menosmas

El Sorro
Hace más de 3 años

Que le revoquen la nacionalidad y, una vez cumplida la condena, psibilidad de expulsión.

Valoración:17menosmas

MiércolesAdams
Hace más de 3 años

Hasta que no se cambien las leyes,este país sera de circo.Esta asesina nos costará cada año 24 mil euros.Espero se lleve su merecido en la carcel

Valoración:20menosmas

Toni
Hace más de 3 años

Lastimosamente es española , nos guste o no , y tiene que podrirse en una carcel española de por vida , es como breton , es igual son españoles que nunca deberion haber nacido ....

Valoración:11menosmas

koki
Hace más de 3 años

Decir que cumpla condena fuera porque su origen es de otro país me parece triste.... Esto ha dicho el coordinador. Pues yo como española que soy, más triste es lo que ha hecho y tiene que pagarlo muyyyy caro

Valoración:21menosmas

Jesús
Hace más de 3 años

No deja de ser siniestro que se pida la expulsión porque se sabe que las condiciones penitenciarias son peores allí. Eso quiere decir que se considera que el trato adecuado para algunos delincuentes es aquél, y que aquí los tratamos demasiado bien.

En resumen, con estas peticiones lo que se está pidiendo en realidad es que se empeoren las condiciones higiénicas de nuestras cárceles, que se aumente la corrupción y que se instituyan maltratos y vejaciones diversas. Muy bonito todo.

Valoración:-31menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1