El espeleólogo, entrevistado por Ultima Hora. | A. Sepúlveda

27

La Guardia Civil considera que el espeleobuceador Xisco Gràcia, que fue rescatado el lunes tras permanecer 60 horas en una bolsa de aire de una cueva subacuática, sobrevivió al accidente porque tomó la decisión correcta de esperar ayuda y por la buena coordinación del operativo de rescate.

«Evidentemente Xisco está vivo porque tomó una buena decisión y porque ha habido una coordinación muy importante de todos los que hemos estado en el rescate. Creo que se han tomado las decisiones adecuadas y que por eso Xisco está con nosotros», ha asegurado el miembro del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de Barcelona Enrique Ballesteros que participó en la operación.

Si bien la Guardia Civil llevará a cabo la preceptiva y habitual investigación del suceso para determinar si cabe algún tipo de responsabilidad y la Dirección General de Emergencias también analizará lo ocurrido, el miembro del GEAS ha explicado hoy en una rueda de prensa que considera que la actuación fue correcta.

Ha destacado la decisión del experimentado espeleobuceador en el incidente, ya que tras la rotura del hilo guía que utilizan para orientarse en las cuevas subacuáticas intentó repararlo y al quedarse sin suficiente aire para salir optó por «quedarse en la burbuja, que el compañero saliera y que avisara y le llevaran aire».

Noticias relacionadas