De izquierda a derecha, Tolo Cursach, Antoni Bergas y Tolo Sbert. | A. Sepúlveda/Efe

27

El titular del Juzgado de Instrucción número 12 de Palma ha ordenado prisión provisional sin fianza para el empresario Bartolomé Cursach y para Bartolomé Sbert; y libertad provisional para Antoni Bergas con comparecencias todos los lunes y la prohibición de acercarse a determinados edificios municipales de Palma y Calvià.

El juez ha asumido así las medidas cautelares solicitadas por el fiscal del caso, Miguel Ángel Subirán, para Cursach y Sbert, detenidos el pasado martes junto con Bergas.

Para el tercer detenido, el exinspector de la Policía Local de Palma, ha acordado la libertad provisional con comparecencias todos los lunes y la prohibición de acercarse a determinados edificios municipales de Palma y Calvià. Además le retira el pasaporte y decreta la prohibición de salir del territorio nacional.

Tanto el empresario mallorquín como su directivo han sido trasladados con un furgón policial a la cárcel de Palma minutos antes de las 14.00 horas.

Noticias relacionadas

Los presuntos delitos que se les imputan están cohecho, extorsión, amenazas, coacciones, uso de información privilegiada, pertenecer a organización criminal, delito contra la hacienda pública, blanqueo de capitales y tráfico de influencias, homicidio, corrupción de menores, delito contra el derecho de los trabajadores, falsedad documental, estafa procesal, aportación de documentos falsos en juicio y tenencia ilícita de armas.

La imputación por presunto homicidio responde a la investigación de la muerte en circunstancias sospechosas de un empleado del grupo empresarial que, supuestamente, podría haber aportado información incriminatoria sobre Cursach, han aclarado fuentes próximas al caso, que está bajo secreto de sumario.