La conductora perdió el control del vehículo y arremetió contra las barreras de seguridad. | Redacción Sucesos

9

La Policía Local de Palma detuvo, este lunes, a una conductora ebria que se estrelló frente a la puerta de un colegio de Palma.

Los agentes que cubren la entrada y salida del colegio Marián Aguiló, ubicado en la calle Salvador Dalí, pudo observar que un turismo se había estrellado contra las barreras de protección de la calzada. Acto seguido, el policía acudió en auxilio de la conductora que, a pesar de la aparatosidad del golpe, resultó ilesa. La mujer presentaba síntomas evidentes de que había ingerido alcohol u otro tipo de sustancias. Cuando se le intentó practicar la prueba de alcoholemia -cuatro intentos fallidos- los funcionarios actuantes comprobaron que la mujer no podía aguantarse en pie y procedieron a su detención.

Una vez en el cuartel de Sant Ferran, la conductora reconoció que había consumido bebidas alcohólicas mezcladas con antidepresivos.