La Unidad de Delitos Tecnológicos del Cuerpo Nacional de Policía practicó la detención. | ALEX SEPULVEDA

10

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía han procedido a la detención de un menor de 16 años en Palma acusado de un presunto delito de descubrimiento de secretos. Concretamente se le acusa de haberle robado el Facebook a una chica de 14 años que previamente le había dado calabazas.

Los hechos se remontan al pasado mes de febrero. La víctima, trató de conectarse a su Facebook, pero de daba error de contraseña. Acto seguido, trató de hacer lo propio con otros dos perfiles que tenía en otras redes sociales con el mismo resultado.

Denuncia

La menor se lo comentó a sus padres y éstos trataron de acceder y recuperar la contraseña. En uno de los pasos de seguridad, los progenitores pudieron comprobar como aparecía un número de teléfono que no tenía vinculación alguna con el núcleo familiar.

Acto seguido, el padre se personó en dependencias de la Policía Nacional e interpuso la pertinente denuncia. El Grupo de Delicuencia Internacional y Delitos Tecnológicos se puso manos a la obra y, el pasado 10 de abril, lograron identificar al menor y proceder a su detención.

Tras ser interrogado por agentes especializados de la Policía Judicial, el chico confesó que había conseguido las contraseñas mientras recibía clases de repaso que le impartía el padre de la víctima.

Por despecho

Parece ser que en un momento de despiste del profesor, el alumno le cogió el ordenador, accedió a las cuentas y, poco después, cambió las contraseñas. Todo apunta a que el joven actuó por despecho. Parece ser que iba detrás de la chica y como le dio calabazas decidió arrebatarle sus contraseñas y hacerse con el control de sus redes sociales.

Al tratarse de un menor de edad, los agentes policiales traspasaron las diligencias al fiscal de menores de guardia quien tomó las medidas pertinentes.