Los agentes de la Guardia Civil introducen al sospechoso en el interior del vehículo policial. Fotos: MICHELS

15

La Policía Judicial de la Guardia Civil de Cavià ha detenido a un argelino que supuestamente retuvo en su apartamento a una mujer durante dos días y la agredió sexualmente en diversas ocasiones. El arresto del sospechoso, de unos 30 años, se llevó a cabo después de que la víctima denunciara los hechos, y los médicos que la examinaron constatasen que presentaba lesiones compatibles con una o más violaciones. El sospechoso fue trasladado ayer tarde al juzgado de guardia.

La víctima, de nacionalidad finlandesa y unos 45 años, se encontraba desorientada cuando presentó la denuncia y tenía muchas lagunas acerca de lo ocurrido. La mujer indicó que creía que había sido drogada ya que cuando se despertó estaba en el apartamento del joven, situado en la Avenida del Mar de Palmanova, y no sabía cómo había llegado hasta allí ni lo que había sucedido. De hecho una amiga suya había informado de su desaparición dos días antes. Tras denunciar los hechos fue acompañada al PAC y a Son Espases, donde se comprobó que había sido víctima de posibles agresiones sexuales

Identificado

La mujer finlandesa se encontraba el jueves por la tarde en un bar de la zona de Palmanova en compañía de una amiga. En ese momento la denunciante vio pasar al joven argelino y avisó a la Guardia Civil. Varias patrullas fueron movilizadas hasta el lugar y se localizó al sospechoso poco después, el cual fue detenido. Ayer por la mañana se realizó una inspección ocular en el apartamento del joven, vivienda que al parecer es compartida con un grupo de compatriotas. Algunos vecinos explicaron que habían visto a la mujer en el apartamento y con el joven en actitud 'cariñosa', aunque no pudieron aportar datos concretos para esclarecer el caso.